Redacción/SIPSE
CHETUMAL, Q. Roo.- Durante su recorrido de vigilancia de rutina por la colonia Proterritorio, un elemento de la Policía  Estatal sufrió un percance vial, cuando unos perros que estaban jugando a orilla de la calle se atravesaron en el camino del oficial, quien perdió el control de su moto para no atropellar a los canes.

Fue a las las 11:15 horas de martes, cuando un elemento de la Policía Estatal a bordo de su motocicleta Italika negro con verde circulaba con dirección de norte a sur por avenida de Los Constituyentes, pero en el cruce con la calle Ramonal, sufrió un accidente que involucró un par de perros callejeros.

También te puede interesar: Ladrones visitan consultorio médico ¡se llevan el equipo!

En la misma esquina de la colonia Proterritorio, dos perros callejeros jugaban a un costado de la banqueta, y para mala fortuna del uniformado se atravesaron en su camino justo cuando pasaba por ahí, por lo que al tratar de esquivarlos perdió el control de su moto que cayó al pavimento.

Para asombro de todos los testigos, el oficial pudo saltar de su moto en movimiento para no sufrir lesiones ni mancharse el uniforme, también para que no le pasara nada a los perros, que no se asustaron y permanecieron en el lugar de los hechos, pendientes de que al policía no le haya pasado nada grave.

Testigos pidieron el apoyo de los cuerpos de emergencia, por lo que al lugar llegaron paramédicos de la Unidad de Respuesta a Emergencias Médicas (UREM) así como compañeros del oficial accidentado, al igual que elementos de Tránsito sin embargo el oficial estatal no quiso intervención de los peritos ni revisión médica, ya que decidió continuar su camino para llegar a su destino y cumplir con su trabajo.