Alejandra Carrión/SIPSE
CHETUMAL, Q. Roo.- A poco más de cinco meses de concluir el ciclo escolar 2017-2018, más de 300 mil alumnos de educación básica continúan sin seguro escolar, padres de familia están valorando una reunión estatal.

Héctor Escarcega, presidente de la sociedad de padres de familia de la escuela Adolfo López Mateos, y quien también es vicepresidente de la sociedad de padres de familia en Quintana Roo, indicó que es preocupante la situación que se vive porque los niños que sufren algún percance están siendo canalizados al Hospital General donde la atención no es suficiente.

También te puede interesar: Más de 300 niños, en riesgo de perder ciclo escolar

 “Queremos convocar a una reunión estatal de padres de familia para solicitarle a la SEQ lo del Seguro Popular, creo que ya dimos el tiempo suficiente para el proceso y aún no vemos claro”, dijo.

Mencionó que es preocupante que los alumnos estén siendo desprotegidos, porque si bien están siendo canalizados al Hospital General, no se dan abasto porque también atienden a los derechohabientes del Seguro Popular.

Señaló que la semana pasada tuvieron alumnos que se lastimaron al caerse, jugando y que iban a ser canalizados al sector salud, pero el padre de uno de ellos prefirió llevarlo directamente al Instituto Mexicano del seguro Social (IMSS) de donde es derechohabiente.

Puntualizó que la tardanza, podría haberse dado luego del cambio de titular de la SEQ, situación que debió haber sido prevista y a la cual deben de darle atención prioritaria, porque los alumnos son susceptibles a accidentes todos los días.

Actualmente, la SEQ tiene matriculado a más de 300 mil alumnos de preescolar, primaria y secundaria, así como sus diversas modalidades como lo es educación indígena, telesecundarias, etc.

El seguro escolar, venció el pasado 31 de diciembre, fecha en que debió haberse renovado para que al 8 de enero, cuando reiniciaron las clases luego de las vacaciones decembrinas, los alumnos contaran con el Seguro Escolar; sin embargo a más de un mes de haberse vencido, aún no existe.

A inicios del mes de enero, Alexis Ochoa, padre de familia de Felipe Carrillo Puerto, dio a conocer que su hijo tuvo doble fractura en el brazo dentro de la escuela secundaria José María Mora, desde el pasado mes de octubre de 2017, lo que le ha generado más de 35 mil pesos por cirugía y tratamiento. La dependencia apoyo con un porcentaje de los gastos pues aún requiere terapia y una segunda operación.