Carlos Castillo/SIPSE
CHETUMAL, Q. Roo.- En lo que va del año, se han registrado el robo de aproximadamente 30 robos a pozos agrícolas en comunidades de la ribera del Río Hondo; los delincuentes se llevan principalmente cables de cobre.

Mario Humberto Cau, secretario General de la Asociación Civil de Usuarios de Riego de la ribera del Río Hondo distrito 102, indicó que los delincuentes han cargado hasta con los transformadores, que llegan a pesar hasta 300 kilogramos.

“El problema son las empresas que compran chatarra, que necesitan una regulación, necesitamos que las autoridades realicen revisiones de estas, para detectar materiales robados”

Dijo que han perdido las esperanzas de poder recuperar los equipos, motivo por el cual la mayoría de los hechos no son denunciados.

También te puede interesar: Sujetos 'apagan' las alarmas para robar en bodega de dulces

Consideró que dicho material se ha convertido en un negocio rentable para los maleantes, debido a los precios que pagan las empresas que se dedican a la compra de chatarra.

“El problema son las empresas que compran chatarra, que necesitan una regulación, necesitamos que las autoridades realicen revisiones de estas, para detectar materiales robados”, comentó.

Mencionó que esta situación ha sido un factor que afecta en gran medida a los propietarios de los pozos, ya que para rehabilitarlos tienen que invertir grandes cantidades de dinero, y de lo contrario no pueden sembrar.

El representante de los productores con sistema de riesgo comunicó que aunque sólo tiene conocimiento de 30 hurtos, no descarta que existan más productores afectados.

Detalló que los productores renuevan complementos como el arrancador, la bomba, motor, transformador, entre otros complementos como los cañones, que muchas veces son robados cuando están funcionando.

Dijo que equiparlo de nuevo tiene un costo cercano al millón y medio de pesos, pues los complementos se adquieren en cientos de miles de pesos, y lamentablemente terminan vendiéndose como chatarra por algunos cientos de pesos.