Ángel Castilla/SIPSE
CHETUMAL, Q. Roo.- Investigadores del sur de la entidad, coincidieron en señalar que es de suma prioridad implementar acciones que conlleven a la preservación de la Reserva Estatal Santuario del Manatí Bahía de Chetumal.

Estudios presentados por investigadores en el marco del XXI aniversario del Decreto de la Reserva Estatal Santuario del Manatí Bahía de Chetumal, revelaron que las aguas residuales, lixiviación de fosas sépticas y tiraderos de basura, utilización de fertilizantes y plaguicidas, combustión de gasolina, vegetación y caña de azúcar, son las principales fuentes de contaminación de esta zona.

También te puede interesar: Entérate de las actividades programadas por 'El Día del Manatí'

Ayer, se realizó un ciclo de 12 conferencias por parte de investigadores de El Colegio de la Frontera Sur (Ecosur), Instituto Tecnológico de Chetumal (Itch), Universidad de Quintana Roo (Uqroo), y autoridades del gobierno estatal, evento que tuvo como sede, el Instituto Tecnológico de Chetumal.

Héctor Hernández Arana, director de El Colegio de la Frontera Sur (Ecosur) Chetumal, señaló que es muy evidente la presión turística que se mueve hacia el sur de Quintana Roo, por lo que Chetumal y la Bahía no tardan en estar en este escenario

“Durante estos años hemos generado suficiente información para hacer un diagnóstico de cómo está la Bahía de Chetumal en cuanto a la calidad ambiental, temas de manglar, calidad del agua, población del manatí, para que los tomadores de decisiones usen la información científica para desarrollar estrategias de preservación y conservación de los ecosistemas, así como que regulen las actividades económicas”.

Alejandro Medina Quej, jefe del departamento de Ingeniería Química y Bioquímica del Itch, agregó que las investigaciones realizadas arrojan indicios significativos de contaminación, por lo que se necesita cambiar el ámbito ecológico y urbanismo.

“Necesitamos dejar de tirar deshechos inorgánicos, combustibles, precaución en el manejo adecuado de residuos peligrosos, contar con un basurero adecuado con características que no permitan el libre flujo de contaminantes hacia el manto freático”.

Por su parte, Alfredo Arellano Guillermo, secretario de Ecología y Medio Ambiente (Sema) en Quintana Roo, indicó que están por abrir una serie de pláticas con ejidos pertenecientes la Bahía de Chetumal, para conocer sus necesidades y formas para colaborar en términos de proyectos productivos, porque el santuario tiene un potencial enfocado al ecoturismo como una actividad rentable.