Ángel Castilla/SIPSE
CHETUMAL, Q. Roo.- La entrada de UBER al transporte público en el sur del Estado, no será un factor que afecte al servicio actual, porque la prestación está enfocada a personas con alto poder adquisitivo.

José Arroyo Jalpa, secretario general de la Unión Nacional de Transportistas del Cambio (Untrac) en Quintana Roo, señaló que en el sur del Estado, principalmente en Chetumal, las personas están acostumbradas a las tarifas más bajas de toda la geografía estatal, y el servicio de las plataformas digitales, como UBER están dirigidas a clientes de alto poder adquisitivo, quienes de alguna manera ya están acostumbradas a pagar las tarifas que esos sitios establecen, por lo que minimizó un posible efecto negativo al gremio taxista de la región.

También te puede interesar: Consulta popular sobre destino de Uber ya tiene fecha

“No le veo que se vaya a requerir mucho de ese tipo de servicio en una ciudad donde transporte público es muy barato, no quiero decir que no existan personas que puedan utilizar UBER, simplemente considero que no tendrá mucha demanda este servicio, además de que Chetumal aún no es un destino turístico de primer nivel”.

Contrario a la capital, dijo que en la zona norte, donde están los destinos turísticos de primer nivel, también hay gente de alto poder adquisitivo que requerirá de esos servicios, personas que tienen dinero para pagar un servicio de esa naturaleza.

 “Nos solidarizamos con los compañeros que prestan servicio de transporte público, en su modalidad de taxi, pero también sentimos que hay temor por la entrada de UBER, más no creo vaya a haber un efecto negativo o devastador en contra de los taxistas”.

Precisó que quien tiene dinero para pagar un servicio de esa naturaleza lo hace de alguna manera aunque no sea legal o tenga alguna plataforma digital, con permisos o sin ellos.

Arroyo Jalpa, expresó ser muy respetuoso de las decisiones que tomen los sindicatos de taxistas de la entidad, pero en la mayoría de las ocasiones se actúa de manera errónea o con acciones imprudentes por la supuesta amenaza que representa lo desconocido.

El Consejo General del Instituto Electoral de Quintana Roo, autorizó someter a consulta popular para determinar si se autoriza la entrada en operaciones de plataformas digitales en el transporte público, solicitada por el Gobierno del Estado.