Ángel Villegas/SIPSE
CANCÚN, Q. Roo.- Consciente del fenómeno que representa en el país y más allá de las fronteras, Gael Sandoval asume la responsabilidad de velar por los colores de una gloriosa institución, como son las Chivas Rayadas del Guadalajara.

“Acá, el objetivo es muy claro: ser ganador. Tenemos las pilas bien puestas para posicionar a Chivas en la élite del fútbol mexicano. Representar a muchas personas y ser mexicanos es una motivación extra para decir que Guadalajara está para ser campeón en todos los torneos”, expuso el ex integrante de Santos, uno de los refuerzos rojiblancos para el Clausura 2018.

También te puede interesar: Chivas arranca entrenamiento en Moon Palace

Asegura que es "una emoción vestir esta playera, pues llega en un buen momento en mi carrera". “La emoción me invade, ya me la creo un poco más, ahora que estoy con el equipo. La noticia de venir a Chivas, sin duda, llega en una etapa en la que estoy bien física, mental y futbolísticamente. Por si fuera poco, me motiva el hecho de regresar a Guadalajara, mi tierra”, confesó.

Y agrega: “En algún momento me imaginé que estaría con este equipo, me lo había propuesto, pero no creí que se diera tan rápido, pero qué mejor”.

El mediocampista trae hambre de triunfo, muchas ilusiones y una infinita fe en que lograra títulos con el "Rebaño Sagrado". “Obviamente, a corto plazo, lo que pretendo es jugar, ganarme un puesto. Después, a mediano, tener una buena campaña y terminarlo siendo campeón. Finalmente, que Chivas sea referente y protagonista en todos los torneos en los que participe”, concluyó.

El director técnico de Las Chivas dirige la primera práctica de pretemporada que ‘su Rebaño Sagrado’ realiza en Cancún, desde el pasado 18 de diciembre, en el campo de golf del Hotel Moon Palace.

Ahí, el estratega, como si fuera el Mesías que le hablaba a sus discípulos, atentos escucharon su palabra, con tal de refrendar los principios de la filosofía Chiva: unión, humildad y compromiso.