Alejandra Carrión/SIPSE
CHETUMAL, Quintana Roo.- El 2018 será crítico en materia de incendios forestales, pues se pronostican temperaturas superiores a la media y precipitaciones por debajo del promedio nacional, afirmó Facundo Estrada, coordinador de incendios de la Comisión Nacional Forestal (Conafor) en Zapopan, Jalisco.

Indicó que en el país se quemaron 700 mil hectáreas y 2017 fue el tercer año más crítico en la historia de México.

También te puede interesar: Preparan estrategias por temporada de incendios

Comentó que para este año se esperan condiciones iguales que en el pasado, para lo cual se preparan con diversos cursos y talleres, mismos que se llevarán a cabo en Chetumal.

“Somos un grupo  de nueve instructores de la Conafor que venimos a impartir unos cursos en el marco de la Reunión Nacional de Protección Civil para la atención y prevención de incendios forestales, tenemos como socio principal a la Secretaría de Gobernación y también a Protección Civil, para este tema sobre el sistema de comandos de incidentes”, dijo a su llegada de la Ciudad de México.

"Somos un grupo  de nueve instructores de la Conafor que venimos a impartir unos cursos".

Relacionado con los incendios para este año, indicó que aún están por debajo de lo que se generó en 2017 en la misma fecha; sin embargo, resaltó que los pronósticos de la Comisión Nacional del Agua (Conagua) y del Sistema Meteorológico Nacional (SMN) indican que las temperaturas estarán por encima de la media nacional, y las precipitaciones, por debajo del promedio.

“Será una temporada difícil, tenemos mucho trabajo en todo el país, compañeros que se están coordinando en todas las entidades reforzando los centros estatales de control para que podamos hacer frente a lo que se espera. Actualmente, tenemos un ‘ejército’ de 21 mil combatientes en todo el país, bien entrenados y capacitados en materia de incendios forestales, además de voluntarios”, dijo.

De acuerdo con las estadísticas de la Conafor en Quintana Roo, el año pasado cerca de 10 mil hectáreas de arbusto y arbolado adulto fueron afectadas por los incendios forestales en nueve municipios de los 11 que existen en Quintana Roo.