Gustavo Villegas/SIPSE
COZUMEL, Q. Roo.- La Coordinación Estatal de Protección Civil en el estado ha emitido recomendaciones a los ayuntamientos como modo de preparación para la temporada de huracanes pero compete a estos gobiernos el implementarlas o no, dijo Adrián Martínez Ortega, coordinador de este ente del gobierno estatal ante la pregunta sobre la importancia de la instalación del Comité Especializado en Fenómenos Hidrometeorológicos en Cozumel, una hora después de que se anunciara la alerta Amarilla por la presencia de Alberto.

Recalcó que el meteoro aún no representa peligro para la isla, en la que la Capitanía de Puerto mantiene restringida la navegación a embarcaciones menores. Vía telefónica, dio a conocer que el meteoro no alcanzó la categoría de depresión tropical, pues saltó rápidamente a la de tormenta subtropical pero hasta la tarde del miércoles sólo se mantendría vigilancia sobre él.

También te puede interesar: Pierde el estado su riqueza forestal

Puntualizó que corresponde a los ayuntamientos ejecutar sus programas de Protección Civil entre los que se debe contemplar las zonas de riesgo, los puntos inundables o realizar sus reuniones con sus brigadas y comités municipales. “La primera autoridad correspondiente es el municipio”, enfatizó.

Ese mismo miércoles, datos obtenidos de manera extraoficial indican que el personal de la dirección de Protección Civil este año tiene contemplado un total de 10 inmuebles para ser habilitados como refugios con una capacidad mínima para mil 500 personas.

La fuente, quien pidió no ser citada para no ser motivo de represalias, aseguró que los refugios están listos en caso de ser necesarios.

Agregó que desde hace semanas se ha desarrollado un programa de poda de árboles para la liberación de líneas de suministro eléctrico.