Gustavo Villegas/SIPSE
COZUMEL, Q. Roo.- Personal de uno de los dos delfinarios que operan en la isla Cozumel trasladaron en medio de un operativo en el que se observaron algunas deficiencias, a los cetáceos que utilizan para comercializar espectáculos. Al percatarse de la presencia de las cámaras los trabajadores de la empresa bloquearon la operación con sus cuerpos y posteriormente con lonas de plástico. Hasta el momento no se sabe de autoridad ambiental que haya tenido conocimiento del traslado y resguardo de los delfines a una bodega en la avenida 65.

"Nuestro programa de nado con delfines más completo y educativo en Cozumel" reza la publicidad en su página de internet de la empresa Dolphinaris Cozumel que guarda celosamente la cantidad de delfines que utiliza para sus espectáculos, principalmente a turistas extranjeros.

También te puede interesar: Mantiene Q. Roo capacidad del manejo de deuda: calificadora Fitch

(Gustavo Villegas/SIPSE)

Cargado entre varios empleados que vestían ropa de paisano se pudo observar como uno de estos organismos marinos era trasladado de la piscina hasta un camión.

Al ser cuestionados del porque cubrían con sus cuerpos y mantas la operación, o si algo en el traslado era irregular y por ello buscaban evitar que se hiciera público, no hubo respuesta.

Estos organismos marinos fueron trasladados hasta las instalaciones de una bodega en cuyo interior se observa una gran piscina aunque se desconoce qué tipo de agua es en la que fueron sumergidos.