Eric Galindo/SIPSE
CANCÚN, Q. Roo.- La comunidad de Chumpón, que se localiza a 95 kilómetros de su cabecera municipal, Felipe Carrillo Puerto, y a dos de la carretera federal, poco a poco se recupera de la inundación, de 100 viviendas que quedaron bajo el agua, ayer las autoridades contabilizaron cerca de 30 hogares que permanecen inaccesibles. El Ejército Mexicano aplicó sus tres fases del Plan DNIII y han ayudado a prácticamente los 700 habitantes que tiene esta localidad.

El coronel Juan José Montiel Maldonado, comandante del 64 Batallón de Infantería, con sede en Cancún, señaló que aplicaron la fase preventiva un día antes de la inundación, alertaron a la población sobre lluvias torrenciales y el posible riesgo de que sus domicilios quedaran bajo el agua. Les recomendaron salir de sus casas e ir a albergues.

También te puede interesar: Recolectan víveres para donar en Chumpón

Los días complicados fueron 14, 15 y 16 de este mes, en cuestión de horas el agua ya había alcanzado los dos metros 60 centímetros, a los pobladores no les dio tiempo de sacar sus pertenencias.

El día crítico fue el 16, cuando aplicaron la fase de auxilio con 100 soldados en coordinación con Seguridad Pública y Protección Civil, ese día lograron rescatar a varias personas.

Los dos albergues que instalaron en una escuela y la casa ejidal, llegaron 130 personas, actualmente solo hay 29, algunas se fueron con familiares.

Hasta ayer ya en la fase de recuperación, habían entregado mil 500 porciones de comidas a los pobladores damnificados, en las cocinas comunitarias que están en ambos albergues, dijo el comandante del 64 Batallón de Infantería.

En la zona afectada también se encuentra personal de la Comisión de Agua Potable y Alcantarillado (CAPA), que proporciona cerca de 15 mil litros de agua diarios a la población, pero muchos de los habitantes señalaron que es insuficiente.

El poblado permanece totalmente en la oscuridad, hasta la fecha no tienen luz y utilizan veladoras para realizar sus actividades nocturnas.

Un grupo de personas del DIF de Felipe Carrillo Puerto ayuda a los afectados con labores de limpieza, solo esperan que les autoricen entrar a las zonas inundadas y continuar con el apoyo.

El personal del Plan DNIII, en su tercera fase, ha proporcionado pláticas de salud, consultas médicas y también realiza actividades de saneamiento para remover escombros y piedras en los lugares inundados.