Adrián Barreto/SIPSE
PLAYA DEL CARMEN, Q. Roo.- El contralor Paul Cárdenas Lugo y Mireya Díaz, licenciada de profesión, serán quienes encabecen los equipos de entrega y recepción, respectivamente, de acuerdo al anuncio que se hizo la mañana de ayer, cuando ambos equipos acordaron la calendarización para el recorrido administrativo del Ayuntamiento y organismos descentralizados.

En el evento estuvieron presentes, además de los coordinadores de los equipos, Cristina Torres Gómez, presidenta municipal en funciones, y Laura Beristáin Navarrete, quien será la sucesora de aquella, quienes ofrecieron una entrevista posterior al acto protocolario.

También te puede interesar: Todo está listo para entrega-recepción en Solidaridad

Mejoramos la calificación financiera, sin eso y sin la disciplina financiera no se hubieran podido hacer las acciones sociales y la obra, y no vamos a ver desfilar camiones de basura ni patrullas, la cuidad no se va a estar cayendo de basura, vamos a entregar finanzas sanas con provisiones como marca la ley y sin adeudo de ISR, con opinión favorable del SAT, muchas cosas que vamos a entregar”, dijo Cristina Torres.

Por su parte, la presidenta electa ofreció a los solidarenses hacer un buen gobierno desde el inicio del mismo con el proceso de entrega-recepción, pero también descartó que vaya a hacer una cacería de brujas respecto a la administración que saldrá, y por el contrario se dedicará a gobernar.

Deseo que todo se haga en orden, que haya buena voluntad, buena fe, y que no me vaya a encontrar bombas en el futuro próximo y que nos vaya bien tanto a la autoridad saliente como a la entrante; Solidaridad es un gran reto, hay problemas serios y vamos a trabajar de maneara seria (…) mi trabajo va a ser gobernar, o me pongo a casar brujas o me pongo a gobernar y la verdad es que apenas voy a tener tiempo de gobernar este municipio que tiene amplias necesidades”, expresó Beristáin Navarrete.

Ambas destacaron que harán un proceso de transición transparente con el fin de que Solidaridad no entre en crisis de gobernabilidad ni de operatividad.

El proceso de entrega-recepción culminará el próximo 29 de septiembre con la finalización de la actual administración y el inicio de la próxima.