Adrián Barreto/SIPSE
PLAYA DEL CARMEN, Q. Roo.- María Elena Mata Pineda, presidenta del Consejo Coordinador Empresarial (CCE), manifestó que mantener en los mismos niveles del 3% en el impuesto al hospedaje, permitirá mantener la competitividad del destino Riviera Maya que no requiere incremento de precios y sí devolver el atractivo de las playas y seguridad.

“Como habíamos dicho, no pretendemos tener un destino caro, si la gente llega y no tenemos playas, si la gente viene con la noticia que hay inseguridad. Debemos prever un destino de calidad antes que pensar en castigar el bolsillo de los turistas”, indicó María Elena Mata.

También te puede interesar: Buscan amparo contra ley de impuesto al hospedaje

La líder empresarial consideró que las medidas que adopten el Gobierno del Estado y los municipales estén amparados en estudios reales, y no sean ocurrencias que sí podrían impactar en las ocupaciones en 2018.

“Ya tenemos los 20 pesos del derecho de saneamiento ambiental, y la gente llega y no tememos playas limpias, o en algunos casos no hay playas. Nosotros estamos en contra de que se castigue a los empresarios, y al turistas cuando se debe atajar primero la raíz de los problemas, y entonces sí darle una razón a los visitantes para decirles que el servicio que pagan lo vale”, expresó.

La líder del CCE se sumó a la insistencia que ha tenido Andrea Lotito, ex vicepresidente de la Asociación de Hoteles de la Riviera Maya, en torno a que se regularicen las rentas vacacionales, “que sí disfrutan de la promoción que se hace del destino, y no aporta dinero ni por concepto del hospedaje, ni en nómina ni en otras contribuciones que hacen los hoteleros”.

Según cálculos de Lotito, hay cerca de 15 mil unidades de rentas vacacionales en Riviera Maya, lo que representaría un jugoso ingreso para las arcas públicas, y aunque a nivel municipal Jennifer Pérez Ceballos, directora de Fiscalización, ha anunciado que durante todo este año han tratado de regularizar a los negocios, apenas son unas decenas -30 negocios, en octubre- que han colaborado para regularizarse.

Luego de la intentona del gobierno estatal de incrementar el impuesto al hospedaje generalizado para toda la industria hotelera del 3 al 4%, finalmente no avanzó la medida y se mantendrá igual.