Ángel Castilla/SIPSE
CHETUMAL, Q. Roo.- Una empresa chetumaleña construirá más de 33 mil metros cuadrados de piso firme de concreto en mil 300 casas de seis municipios; el Estado invierte 16.5 millones de pesos en el programa “Piso firme”.

El Gobierno del Estado, a través de la Secretaría de Desarrollo Social (Sedeso), adjudicó el contrato de la Licitación Pública Estatal número LPE-SEDESO-DIR-002-2018 a “Maquimir Construcciones, S.A. de C.V.”, por un monto total de 16 millones 549 mil 433.11 pesos, para la realización de los trabajos, los cuales, de acuerdo con la calendarización, iniciaron el pasado lunes 27 de agosto y deben de finalizar el 30 de noviembre de este año.

También te puede interesar: Hartos del ‘abandono’, pobladores amenazan con cerrar carretera

En el municipio de Felipe Carrillo Puerto, serán nueve mil 793 metros cuadrados; Othón P. Blanco serán seis mil 562 metros cuadrados; Bacalar, seis mil 216 metros cuadrados; Tulum, cinco mil 645 metros cuadrados; Lázaro Cárdenas, dos mil 853 metros cuadrados; y en José María Morelos, dos mil 785 metros cuadrados.

El piso firme será fabricado con cemento impercem o similar de 8 centímetros de espesor, concreto de 10 centímetros de revenimiento, reforzado con malla electrosoldada, acabado pulido en color natural; el contrato incluye todos los materiales necesarios, mano de obra, herramienta y geo- referencia con levantamiento en línea base de colocación del bien e información del beneficiario.

Los recursos para realizar los trabajos provienen del Programa Estatal de Inversión (PEI) 2018; el Estado otorgó a “Maquimir Construcciones, S.A. de C.V.”, un anticipo para el inicio de los trabajos y compra de materiales del 30% del monto contratado (cuatro millones, 964 mil 829 pesos), vía transferencia electrónica por parte de la Secretaría de Finanzas y Planeación (sefiplan), previa presentación de la factura respectiva.

En la licitación también participaron las empresas “Grupo Constructor Pineda García, A.A. de C.V.” e “Icapmex Obras Civiles, Caminos y Puentes de México, S.A. de C.V.”.

El contrato se adjudicó a la empresa chetumaleña porque la propuesta presentada resultó solvente porque reunió, conforme a los criterios de adjudicación establecidos en las bases de licitación, las condiciones legales, técnicas y económicas requeridas por la convocante.