Daniel Pacheco/SIPSE
PLAYA DEL CARMEN, Q. Roo.- Continúa bajo investigación la presunta venta que realizara el gobierno de Roberto Borge Angulo, de las instalaciones que pertenecían a la Comisión de Agua Potable y Alcantarillado (CAPA) en la zona turística de Playa del Carmen. 

También te puede interesar: Marciano Dzul se registra como precandidato por el PRI

Esto después de que se documentará en foto y video que el edificio se encuentra totalmente vandalizado con pintas de grafiti, ventanas y puertas rotas, monte crecido  y en completo abandono.

“Diariamente pasamos por aquí rumbo al trabajo en la Quinta y nos ha llamado la atención las malas condiciones en que está el edificio. No se ve que haya algún aprovechamiento, nadie da información si es todavía propiedad estatal o ya pertenece a particulares. Todavía me acuerdo que aquí pagábamos el agua”, dijo Alfonso García quien trabaja en una tienda de la zona turística. 

De acuerdo al reporte del área de Comunicación Social de la CAPA, informó que fue desde el 2013, cuando dicha infraestructura fue desincorporada del patrimonio de la dependencia, para pasar a manos del Instituto de Patrimonio de la Administración Pública (IPAE) de la administración pasada del gobierno de Quintana Roo.

Sin embargo, ningún monto económico por su posible venta fue reportado a la dependencia, por lo que el tema se ha integrado en una carpeta de investigación ministerial por presuntos desvíos de recursos que se encuentra aún activa, por lo que no se especificaron más detalles sobre el estado de la investigación.

De acuerdo a especialistas inmobiliarios que operan en la zona de la Riviera Maya, los terrenos ubicados dentro del primer cuadro de la ciudad representan una alta plusvalía que se estima en divisa estadounidense, oscilando en un rango entre los mil 200 a 1500 dólares el metro cuadrado.

“Considerando que tenemos en venta terrenos sobre la avenida 25, entre las calles 4 y 6 con un costo de mil 200 dólares el metro cuadrado y que el terreno que pertenecía a CAPA es de alrededor de dos mil metros cuadrados y se ubica a una cuadra de la Quinta Avenida, podríamos hablar de más de dos millones de dólares. Esto es una valuación conservadora aún”, dijo Wilberth Gutiérrez Álvarez, presidente de la Asociación Mexicana de la Industria Inmobiliaria (AMII).