Joel Zamora/SIPSE
CHETUMAL , Q. Roo.- Más de 400 alumnos del Centro de Bachillerato Tecnológico Industrial y de Servicios (Cbtis) 214 protestaron en la Universidad de Quintana Roo (Uqroo) para exigir los derechos de un campo de fútbol, debido a que lo mantuvieron durante 34 años.

Gloria Escalante Romero, subdirectora académica del Cbtis 214, dijo que cuentan con documentación desde administraciones pasadas donde comprueban las gestiones realizadas para la adjudicación del campo a su plantel; sin embargo, no han obtenido respuestas favorables.

También te puede interesar: Denuncian maltrato y hostigamiento de autoridades del Conalep

Los alumnos fueron organizados en un contingente, el cual estuvo encabezado por varios maestros del Cbtis, y cerca de las 09:30 horas arribaron al Centro Cultural Universitario de la Uqroo, donde se llevaba a cabo la presentación de la rehabilitación de la pista de atletismo y donde se invierten más de 10 millones de pesos en beneficio de tres mil 512 alumnos y 461 docentes.

(Joel Zamora/SIPSE)

“Desde hace 34 años ha sido nuestro (el campo) porque nosotros le hemos dado mantenimiento, lo usamos diario, tanto en actividades académicas como deportivas, en jornada diarias de lunes a sábado para llevar una formación integral”, dijo la subdirectora.

Escalante Romero dijo que personal de la Uqroo llegó al campo la semana pasada, sin informar, a pesar de que saben de su uso por parte de los alumnos, colocaron estacas y derribaron una de las porterías de fútbol.

 “Desde hace 34 años ha sido nuestro (el campo) porque nosotros le hemos dado mantenimiento, lo usamos diario, tanto en actividades académicas como deportivas”

El único arreglo que requieren es que el campo sea entregado oficialmente con escrituras legales para las actividades propias de la escuela.

Ángel Rivero Palomo, rector de la Uqroo catalogó como “muy grave” que los alumnos fueran sustraídos de la institución para irrumpir la comunidad universitaria para hacer una manifestación, exigiendo temas que no corresponden de acuerdo con la ley.

“Tengo entendido que están reclamando la posesión de un predio que es de la Universidad, pero que de buena fe durante varios años se les permitió usar como espacio deportivo; el predio es patrimonio institucional”, dijo.

Comentó que para el caso manifestado, la comunidad medio superior no quiere que la universidad reciba la inversión federal definida como una obra para beneficiar a 100 estudiantes indígenas de la Uqroo. Es un proyecto que gestionó la Comisión Nacional para el Desarrollo de los Pueblos Indígenas para construir unas villas donde los estudiantes de origen indígena puedan tener un lugar donde vivir y alimentarse.

(Joel Zamora/SIPSE)

“Nuestros espacios universitarios los podrá utilizar cualquier joven, incluyendo los que hoy han venido a manifestarse”, dijo.

Rivero Palomo dije el área deportiva será adecuada para entregarla dentro de una figura jurídica denominada comodato, muy similar a los convenios realizados con la Comisión Nacional de Cultura Física y Deporte (Conade) y el Consejo para la Juventud y el Deporte (Cojudeq).

El rector consideró que la manifestación tiene ingredientes políticos, pero, aunque consideró que no es autoridad para juzgar estos temas, consideró que es reprobable que una escuela de nivel medio superior, movilice estudiantes y los haga irrumpir de una forma violenta a una institución seria, como lo es la Uqroo.