Redacción/SIPSE
PLAYA DEL CARMEN.- Alrededor de 150 personas se manifestaron frente a las instalaciones de la Desarrolladora de la Riviera Maya, ubicada sobre la avenida Colosio, en Playa del Carmen y causando múltiples afectaciones al tránsito vehicular.

De acuerdo con datos preliminares, exigen el retiro de los representantes de esta organización por presuntos desalojos injustificados de familias en la colonia Luis Donaldo Colosio.

También te puede interesar: Profepa clausura acceso a ranchos por afectación a manglar

Autoridades señalan que el tráfico vehicular se ha visto afectado por momentos. Los hechos comenzaron aproximadamente a las 18 horas.

Con información de Octavio Martínez/SIPSE

Otros bloqueos

El pasado 8 de junio Novedades Quintana Roo informó que son alrededor de 5 mil los expedientes de taxistas de diferentes sindicatos en el Estado, que la Secretaría de Infraestructura y Transporte (Sintra), analiza mediante documentación de videos y fotos, para determinar posibles sanciones por los bloqueos carreteros a finales de mayo pasado, por la aprobación de la Ley de Movilidad Urbana.

Durante la primera semana de revisión, sólo se han podido avanzar en un estimado de 250 documentos, y aunque la dependencia informó que el gobernador del Estado ha privilegiado el diálogo, también está la aplicación de la ley, informa un comunicado.

Explicó que el tema no está cerrado, habrá responsabilidades, no se puede cerrar, “necesitamos llegar a un acuerdo con ellos para poder continuar”, hicieron un pliego petitorio que lo está analizando el jurídico del estado para darle una respuesta afirmativa o negativa, pero conforme a la ley y que convenga a los derechos, dijo William Conrado Alarcón, titular de la dependencia estatal.

El funcionario reconoció que no se puede garantizar que no se vuelva a presentar otra manifestación de este tipo por parte de taxistas en Quintana Roo, ya que hasta los mismos dirigentes sindicales se han visto rebasados, ya que en dichas organizaciones se encuentran intereses que dificultan las cosas.

“No se puede garantizar; ellos son muchos y que en ocasiones hasta rebasan ellos mismos a sus directivos. Porque a veces los problemas no son con los directivos, sino con algunas gentes revoltosas y en un sindicato de este tipo, hay muchos intereses políticos y económicos”, indicó.