Javier Ortiz/SIPSE
BACALAR, Q. Roo.- Los alumnos de la Universidad Politécnica de Bacalar, ocupan algunas máquinas del instituto para realizar sus consultas, porque no hay fecha para la inauguración del edificio que inició a principios del año pasado.

Juan José Hernández Solís, secretario académico de ese instituto, señaló que falta el equipamiento, para que los más de 500 jóvenes que integran el padrón estudiantil, puedan utilizar ese espacio.

También te puede interesar: ¿Eres burócrata y deseas estudiar? Esto te interesa

Indicó que están a la espera que las empresas entreguen el equipo faltante, porque es una obra que entregará funcionando el Instituto de Infraestructura Educativa (Ifeqroo), “estará abierta al público profesional, es decir, los alumnos de otros planteles del mismo nivel podrán realizar sus consultas en este espacio”.

Subrayó que por lo pronto, los estudiantes de la UPB, realizan sus trabajos por su cuenta “y con algunas máquinas que cuentan con internet en el centro de cómputo actual, con eso se están auxiliando”, enfatizó.

Mencionó que para facilitar el trabajo que realizan los jóvenes, los docentes están aplicando políticas ambientales, mediante el uso de la digitalización, es decir, se les pide que bajen información de otras universidades con contenidos programáticos, de revistas digitales para argumentar sus tareas.

Abraham Rodríguez Herrera, director del Ifeqroo, señaló en su momento que el edificio se comenzó a construir a principios del 2017, con un presupuesto de 18 millones de pesos y siete millones para equipamiento, cuya fecha de concusión sería en junio de ese mismo año.

Actualmente se puede observar un edificio de una sola pieza debidamente pintado, cuyo frente se encuentra cubierto de cerros de material, por una edificación aledaña en desarrollo y sillas escolares descompuestas.

En la entrada principal del instituto se puede leer una lona con logo tipo del Ifeqroo, que reza: “Terminación del Centro de Información y Documentación más obra exterior. Inversión 9, 740, 140. 09”. Los alumnos no se pueden acercar porque se encuentra en una zona en construcción.