Adrián Barreto/SIPSE
PLAYA DEL CARMEN.- Solidaridad superó la incertidumbre que generó el tema electoral y la sucesión presidencial, y en este segundo semestre del año comienzan a despuntar proyectos que estuvieron a la expectativa, entre estos destacan dos centros comerciales, una agencia de autos, una central de abastos y múltiples desarrollos inmobiliarios.

“Desconozco cuáles son los montos totales de cada proyecto pero este año vamos a cerrar con no menos de 200 millones de dólares de inversión, pero se podría duplicar; considero que es igual o mayor al año pasado aunque debemos tomar en cuenta que algunos proyectos transcurren por dos o tres años, pero esta cifra que cálculo es en específico de los que arrancaron este año”, dijo Wilberth Gutiérrez Álvarez, presidente de la Fundación para la Inversión en la Riviera Maya A.C.

También te puede interesar: Lanzan aplicación para solicitar servicios de taxis

Entre las marcas que llegarán a Playa del Carmen está Chedraui y Zuzuky. En el caso de los inversionistas de la central de abastos de la cual Gutiérrez Álvarez es colaborador como asesor, se encuentran en fase de tramitología y en definición de la ubicación.

A pesar de que hay varios desarrollos inmobiliarios que están en proceso en diferentes partes de la ciudad, y especialmente en la zona centro, en el caso del desarrollo inmobiliario del que aún no se revela el nombre, alcanzará los 500 millones de dólares de inversión, en un lapso de seis años, de los cuales 75 millones de dólares con para este año, y su modelo de desarrollo es similar al de Ciudad Mayakoba, proyecto que antes de 2025 habrá generado una inversión de mil 200 millones de dólares, de acuerdo a sus promotores.

César Navarro Medina, regidor de Desarrollo Urbano, destacó que las inversiones se están generando en rubros diversos al sector inmobiliario, lo que refrescará la dinámica económica y también la generación de empleos, con beneficios para trabajadores de la construcción como administradores y ayudantes de tiendas, entre otros.

Wilberth Gutiérrez considera que en lo que resta de este año se generarán otros proyectos de inversión para dotar de servicios a Playa del Carmen, pues el “boom inmobiliario” que vive desde hace cinco años tendrá que complementarse con la satisfacción de necesidades para quienes han comprado y habitan esos espacios, independientemente del nivel de vivienda.