Daniel Pacheco/SIPSE
PLAYA DEL CARMEN, Q. Roo.- Exhortan a padres de familia del municipio de Solidaridad, Tulum y la isla de Cozumel a reportar ante la Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (COFEPRIS) de la zona centro, cuando alguna vacuna genere cualquier tipo de reacción inusual en los menores inoculados.

Elizabeth Martínez Corral, encargada del departamento de Regulación de Servicios de Salud de la dependencia a nivel local, señaló que es necesario conocer la sintomatología para que se determinen las causas y dar seguimiento al tema por parte de las autoridades sanitarias.

“Si has notado alguna molestia en tu hijo o hija después de que se le aplicó una vacuna o han tenido algún malestar después de la vacunación se debe reportar al personal médico o de Salud, que haya administrado la vacuna. Todas tienen alguna reacción, no por el medicamento o la vacuna, sino por la condición del menor”, dijo la funcionaria. 

También te puede interesar: Imparten capacitación del correcto uso de alimentos

Explicó que esto se puede hacer mediante la plataforma digital de internet www.gob.mx/cofepris o físicamente en las oficinas ubicadas en la colonia Centro de Playa del Carmen, además de recordar que se puede acceder directamente al Centro Nacional de Farmacovigilancia, mediante su línea telefónica 0155 5080 5200 en la extensión 4466 y al Centro de Atención Telefónica 01800 033 50 50.  

Además, Martínez Corral indicó que es importante que los padres de familia no hagan caso de especulaciones o recomendaciones sin argumentos científicos que los motiven a no vacunar a los menores de edad, ya que esto pone en riesgo hasta la vida de los niños.

“Hay estudios de la Organización Mundial de la Salud, investigadores internacionales e incluso mexicanos que están aportando a la humanidad con estas vacunas, pero por ello se les da un seguimiento en caso de haber reacciones o efectos secundarios”, dijo la entrevistada.

Esta actividad viene a complementar la campaña que la dependencia sanitaria ha comenzado previamente sobre reacciones o efectos secundarios de medicinas entre los consumidores de fármacos prescritos o de libre venta.