Stephani Blanco/SIPSE
CANCÚN, Q. Roo.- En Cancún se mantendrá el precio de la tortilla, de hasta 17 pesos, pese a que ayer la tonelada de harina incrementó 500 pesos, lo que representa un gran impacto, por ser el principal ingrediente.

En mostrador no habría un alza, pero en el caso de los tortilleros que venden a proveedores sí se debe incrementar el costo, ya que de lo contrario se castiga el precio para dejarlas en las tiendas o supermercados, de hacer esto compensaría el alza de la harina, explicó Pío Quinto Hernández González, presidente de la Cámara Nacional de la Industria de la Producción de Masa y Tortilla, delegación Quintana Roo.

También te puede interesar: Malas noticias: anuncian aumento del kilo de la tortilla

“Nos anunciaron que desde agosto comenzaría el incremento, lo que es un golpe al empresario, ya que debe ajustar el precio si quiere permanecer en el mercado”, dijo.

“Nos anunciaron que desde agosto comenzaría el incremento, lo que es un golpe al empresario, ya que debe ajustar el precio si quiere permanecer en el mercado”

El precio promedio va desde los 14 hasta los 17 pesos, al público en general, pero los tortilleros que venden al proveedor dan el producto hasta en 12, un precio muy castigado, que debe incrementar, consideró.

Para Cozumel se anunció un alza de dos pesos y ahora el kilo estará en 20 pesos, derivado del aumento en la harina y tras dos años de aguantar.

“Tenemos un impedimento legal con la Ley de Competencia Económica, no podemos ponernos de acuerdo para incrementar el precio del producto, y cada empresario es quien va a determinar el valor de su producto”, dijo.

El alza de los insumos obliga al empresario a actualizar el precio del kilo de la tortilla, que no es un incremento, ya que no tiene una ganancia adicional.

La temporada vacacional hace que el consumo aumente para quienes tienen cerca zonas turísticas, aunque aquellos que se ubican por las escuelas bajan la venta, no obstante el promedio percápita es de 211 kilos al año.

La Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco) se mantiene vigilante del costo de las tortillas y las alzas que se den sin justificación.