Octavio Martínez/SIPSE
PLAYA DEL CARMEN, Quintana Roo.- La Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa) colocó una manta de clausura sobre cuatro estructuras de madera que fueron colocadas en la playa de Punta Esmeralda.

Aunque estas columnas ya estaban suspendidas desde el año pasado por la Dirección de Infraestructura Desarrollo Urbano Medio Ambiente y Cambio Climático, cuando inspectores detectaron que las habían colocado sin autorización.

También te puede interesar: Justifica gobierno cobro por servicios en Punta Esmeralda

La manta colocada por inspectores de la Profepa tiene el siguiente folio: PFPA/293/2C.27.5/0056-18/56. De acuerdo con Hugo Uribe Nicolás, director de la Zona Federal Marítima Terrestre, esta acción ya no está en manos de la dependencia que preside, sin embargo ellos dieron parte de las acciones que se estaban realizando en ese lado de Playa del Carmen.

Las estructuras estaban en el camino de acceso a la playa. (Octavio Martínez/SIPSE)

Según fuentes, el concesionario de esa zona de playa colocó las cuatro columnas de alrededor de tres metros de altura para construir una palapa; estas estructuras se encuentran alineadas en un tramo aproximado de cuatro metros de ancho sobre la costa, por lo que usuarios que hacen uso de esa zona costera tienen que pasar por ese punto.

Hay que recordar que en ese punto costero existen dos nuevos clubs de playa, uno que funciona en la salida del acceso y otro que se encuentra al norte del punto donde ocurrió la clausura.

El artículo 7, inciso 2 del Reglamento para el Uso y Aprovechamiento del Mar Territorial, Vías Navegables, Playas, Zona Federal Marítimo Terrestre y Terrenos Ganados al Mar, menciona lo siguiente: “Se prohíbe la construcción e instalación de elementos y obras que impidan el libre tránsito por dichos bienes, con excepción de aquéllas que apruebe la Secretaría atendiendo las normas de desarrollo urbano, arquitectónicas y las previstas en la Ley General del Equilibrio Ecológico y la Protección al Ambiente”.

Las multas que prevé la ley son de hasta los 500 salarios mínimos.