Redacción
TULUM, Q. Roo.- La muerte de un ejemplar de jaguar (Panthera onca) en este municipio, fue atendido por la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa). El cuerpo del felino fue hallado en el tramo carretero Tulum-Cobá, de acuerdo con el reporte recibido de parte de la Dirección de Ecología, el cual fue denunciado mediante una llamada anónima al número de emergencia 911.

Personal de la delegación federal  llevó a cabo un operativo en la Bahía de Akumal, en coordinación con ecología municipal, donde se constató la presencia de un macho adulto del ejemplar, en etapa reproductiva, de 1.18 metros de longitud y 0.80 metros de altura, informa un comunicado.

Los inspectores realizaron la revisión física y ocular al cuerpo del animal; se observó que presentaba indicios de múltiples orificios, aparentemente causados por disparos de arma de fuego en los miembros y costado derecho, presuntamente causados por una escopeta.

También te puede interesar: Profepa denunciará ante PGR a hotel del Parque Nacional Tulum

Al entrevistar al propietario del rancho, donde se encontraba el ejemplar, refirió que el jaguar fue lesionado la noche anterior, por uno de sus empleados y que fue enterado por éste en la mañana del jueves.

Una vez recabados los datos del jaguar y de las personas involucradas en el incidente, el ejemplar fue trasladado a las instalaciones del PIMVS denominado Akumalia Jungle Park, para que un veterinario especialista en fauna silvestre, realice la necropsia correspondiente y determinar con certeza la causa de muerte.

Personal de la Profepa continúa recabando información para dar con el paradero del presunto responsable de los hechos, a fin de que se presente la denuncia penal correspondiente, por tratarse de una especie en riesgo de extinción.

De acuerdo a la Ley General de Vida Silvestre, las violaciones cometidas podrán ser sancionados con una multa por el equivalente de 50 a 50,000 mil días de la Unidad de Medida y Actualización vigente en la Ciudad de México; pueden derivar en un delito penal y se podrá imponer una pena de seis meses a nueve años de prisión.