Redacción/SIPSE
PLAYA DEL CARMEN, Q. Roo.- Periodista de Playa del Carmen denunció ante la Fiscalía General del Estado (FGE), un nuevo caso de presuntas amenazas de muerte por parte de elementos de la Secretaría Estatal de Seguridad Pública.

Ángel Euán, reportero del periódico De Peso, indicó que al cubrir el reporte sobre un atentado con arma de fuego en la colonia Colosio, ocurrido la noche del domingo 15 de julio, fue confrontado por un par de policías estatales.

El comunicador tiene más de 12 años de experiencia informando en Quintana Roo, Puebla y Veracruz. Cuando tomaba su última fotografía de los hechos, una mujer policía le gritó: “no entendiste que te dijeron que te salgas”; el comunicador le respondió que no lo tocara y no le gritara. Se hicieron de palabras; se dio la vuelta para buscar otro ángulo y la policía le volvió a gritar: “por eso los matan”.

También te puede interesar: Condenan asesinato de reportero en bar de Playa del Carmen

Otro agente le pidió sus datos al reportero, los cuales le proporcionó, y éste también solicitó los datos del policía, y le respondió que se llama Ángel Rodríguez. Sin embargo, continuaron obstaculizando su labor y discutieron, por lo que el policía le advirtió: “te recuerdo que no nada más soy policía”, y guardó su distancia. “No hay mucha confianza en las instituciones, pero no puede quedar impune”, dijo el comunicador.

Agregó que decidió interponer la querella formalmente para dejar constancia de los hechos, con el fin de que las autoridades estatales garanticen su integridad, además de continuar con una denuncia ante la PGR y para posteriormente interponer una queja ante la Tercera Visitaduría de la Comisión Estatal de los Derechos Humanos del Estado de Quintana Roo (Cdheqroo).

“Debe de haber respeto en ambas partes, pero si ellos no nos respetan como comunicadores, imagínate qué estará pasando con la población en general. ¿Qué tipo de policías tenemos? ¿En quién debemos o quién no podemos confiar? Quienes manejamos los temas policíacos, vivimos esto todos los días pero no podemos seguir tolerando amenazas, y ¿Si pasa algo?”, comentó.

Las circunstancias quedaron asentadas en el Número de Caso: 4618/ 2018, Carpeta de Investigación 2833/ 2018 de la Unidad de Atención Temprana de la Fiscalía General del Estado.