Alejandra Carrión/SIPSE
CHETUMAL, Quintana Roo.- Cerca de 14 mil habitantes de siete colonias aledañas al basurero municipal, incluyendo la comunidad de Calderitas, se encuentran en riesgo de enfermedades respiratorias; quienes más corren peligro son las embarazadas.

El incendio que lleva 10 días atrás de la colonia Las Américas I, II y III, ha ocasionado un penetrante humo por ese mismo tiempo, que podría provocar graves enfermedades  respiratorias, especialmente en niños y embarazadas, en este último grupo, podría afectar severamente al feto.

El humo producto del incendio, está afectando en particular a siete colonias de la capital del estado y que están aledañas al basurero, incluyendo a Calderitas.

También te puede interesar: Controlado incendio en basurero, pero es inflamable

Sólo en Las Américas I, II y III, existe una cantidad de más de cuatro mil habitantes. Otras colonias afectadas son Sian Ka’an, El Encanto, Santa María, Pacto Obrero, así como Calderitas, donde habitan más de cinco mil personas, según el plan de Desarrollo del Municipio de Othón P. Blanco.

En algunas zona aledañas al basurero, la capa de humo es evidente. (Joel Zamora/SIPSE)

Francisco Lara Uscanga, médico del sector salud, indicó que los gases de la quema de basura pueden ser perjudiciales para las embarazadas, e incluso, ocasionar malformaciones en el feto.

“Los más vulnerables son los niños y las embarazadas, y en este último caso el daño es doble, porque el humo que la madre aspira llega al torrente sanguíneo y esta toxicidad alcanza al bebé a través del cordón umbilical y puede no sólo producir problemas respiratorios, sino malformaciones en el feto”.

"Los más vulnerables son los niños y las embarazadas, y en este último caso el daño es doble".

Las enfermedades más comunes por aspirar humo de basura son respiratorias y alérgicas, además de provocar crisis de asmas y cuando es por tiempo prolongado, puede producir obstrucción pulmonar o cáncer de pulmón.

La Secretaría de Salud en la entidad (Sesa) recomendó a los habitantes evitar actividades al aire libre; cerrar puertas y ventanas, también el cierre temporal de negocios. Exhortaron a los habitantes a acudir a casa de familiares o amigos que vivan en áreas alejadas, para evitar riesgos de salud por las emisiones de gases que pueden ser tóxicos y causar enfermedades.