Eva Murillo/SIPSE
CANCÚN, Q. Roo.- Roberto Borge Angulo, ex gobernador de Quintana Roo, quien dejó de oponerse a su extradición para poder pasar Navidad en México, festejó el día sin compañía y sin un menú especial, en la celda que le fue asignada en las instalaciones de la Policía Nacional de Panamá.

Además, el próximo 29 de diciembre, el ex mandatario cumplirá años, pero esta vez no habrá festejos ostentosos, como los que por seis años hizo en diversos puntos de la entidad.

También te puede interesar: Fiscalía prevé que llegue Roberto Borge a México en enero

Desde que la defensa de Borge Angulo hizo pública la nueva postura de su cliente, consistente en desistirse de los recursos legales emprendidos contra su extradición y contra las medidas cautelares, también resaltaron que él quería pasar Navidad en México.

Sin embargo, una vez que el pasado 14 de diciembre, Panamá concedió la extradición del ex gobernador y le notificó éste un día después, México cuenta legalmente con 30 días calendario para concretar el traslado, el cual concluye el próximo 15 de enero, lo que deja entrever que Borge pasará su cumpleaños número 38 y la llegada del 2018, encerrado en la chirola y en espera volver a su país.

Cuando era gobernador, aunque su cumpleaños es el 29 de diciembre, los festejos iniciaban semanas antes y continuaban durante enero, entre los más ostentosos y criticados está el que en enero del 2016 organizó el Sindicato de Taxistas Andrés Quintana Roo de Cancún, con la asistencia de cientos de personas y un área designada para políticos importantes en ese momento.

En diciembre, previo al festejo antes mencionado, organizó otra fiesta en una comunidad de Tulum, se vistió de vaquero y montado a caballo, avanzó en una cabalgata por las principales calles de la comunidad Chanchén Primero, en esta reunión también estuvieron senadores, diputados, ex gobernadores de Quintana Roo, líderes de partidos políticos y parte de su gabinete.

Pero esos tiempos ya pasaron, la realidad de Roberto Borge es distinta, pues la última visita que tuvo fue en la semana previa a Navidad, su papá Roberto Borge Martín estuvo con él durante el horario de visita, según informó Arturo González Baso, abogado del ex gobernador.

En Navidad no hubo menú especial para los detenidos en las celdas de la Policía Nacional, señaló su otro abogado, Carlos Carrillo.