Adrián Barreto/SIPSE
PLAYA DEL CARMEN, Q. Roo.- La actividad turística en Playa del Carmen y el corredor Riviera Maya que, presumiblemente, en 2017 rebasó una vez más su récord de visitantes conseguido un año antes, se vio reflejado en el crecimiento de las unidades económicas, pues al cierre de diciembre pasado se registraron 10 mil 900, un 20% más que las 9 mil 100 del 2016.

Lo anterior fue dado a conocer por el tesorero de Solidaridad, Asunción Ramírez Castillo, quien sin especificar cifras aseguró que por el cumplimiento que en los primeros días del año ha registrado su oficina de parte las empresas, este 2018 el municipio podría tener una dinámica diferente al resto de país que se verá impactado por el alza de precios.

También te puede interesar: Piden a 210 empresas comprobar pago de aguinaldos

“Somos afortunados de estar en Solidaridad; somos una zona turística, las declaraciones hechas por el Secretario de Economía es producto de la inflación, pero esperamos que se puedan estabilizar pronto los precios (…) es un buen año, estamos iniciando bien y esperamos que sigamos en este ritmo y que no nos afecten la economía nacional”, dijo.

Contrario a lo que se prevé en el Consejo Coordinador Empresarial (CCE) respecto a un año complicado –incluso existe el temor del cierre de empresas-, Ramírez Castillo previó que la apertura de negocios se mantenga con un crecimiento similar al 20% del año pasado, tanto en el sector netamente turístico, como en el comercial que se distribuye en la zona turística y el resto de la cuidad.

Aunque en el municipio esperan el reporte final del 2017 de la Secretaría del Trabajo, no se descarta que haya un incremento en cuanto a la creación del empleo, como efecto secundario y especialmente porque entre las nuevas empresas hay algunas de grandes alcances como el hotel Xcaret México que contrató a mil 400 personas, aproximadamente.

De acuerdo con la delegación de la dependencia federal, hasta el tercer trimestre del año pasado Quintana Roo en su conjunto tenía un registro de 850 mil personas como Población Económicamente Activa, es decir con empleos registrados formales y por ende registrados ante el IMSS o el SAT, una cifra mayor en 12% al año 2014 cuando había 760 mil.