Eric Galindo/SIPSE
CANCÚN, Q. Roo.- Las autoridades de seguridad y de emergencia reportaron saldo blanco durante los eventos religiosos que se realizaron en diferentes puntos de la ciudad. En el Vía crucis de la Rehoyada solo un muchacho sufrió un desmayo por el intenso sol que caía durante la mañana de ayer.

La Policía Turística reportó que el saldo en el Vía crucis de la Playa Delfines fue blanco, el evento se desarrolló sin ningún problema. Había elementos de la Secretaría de Marina cuidando que los bañistas no se metieran en lo profundo de la playa.

También te puede interesar: Vía crucis en Playa Delfines reúne a cinco mil personas

La crucifixión se realizó bajo la vigilancia de la Policía Municipal, quienes informaron que no hubo ningún incidente de violencia o de emergencia.

El único evento de emergencia se registró, pero en la Playa Marlín, donde guardavidas tuvieron que sacar a tres personas que se metieron a una zona prohibida de la playa, pero el incidente no paso a mayores.

En la Marcha del Silencio, los agentes de Tránsito reportaron que las marchas que salieron de las iglesias de Las Palapas y de la Supermanzana 63, que todo transcurrió sin incidente. Los feligreses llegaron hasta la Catedral de Cancún que se ubica en la Supermanzana 32.

En el resto de los Vía crucis y peregrinaciones, la Secretaría Municipal de Seguridad Pública y Tránsito (Smspyt) reportó que no hubo hechos de violencia, las procesiones se llevaron a cabo sin contratiempo.

Las autoridades informaron que esperan que lo que resta de la Semana Mayor, también sea saldo blanco. Esperan este sábado una afluencia de bañistas muy considerable.