22 de Septiembre de 2018

Policía

‘Este es un asalto, tírense al piso’

Dos sujetos se llevaron el dinero de una de las cajas de la sucursal de Banorte de la Supermanzana 50.

Autoridades policíacas acudieron a verificar el asalto al banco. (Eric Galindo/SIPSE)
Autoridades policíacas acudieron a verificar el asalto al banco. (Eric Galindo/SIPSE)
Compartir en Facebook ‘Este es un asalto, tírense al piso’Compartir en Twiiter ‘Este es un asalto, tírense al piso’

Eric Galindo/SIPSE
CANCÚN, Q. Roo.- “Este es un asalto, tírense al piso”, fue la frase que utilizaron dos sujetos que ingresaron a la sucursal de Banorte que se ubica entre las avenidas La Luna y Kohunlich, donde a punta de pistola se llevaron el dinero de una de las cajas sin que se especificara la cantidad y varios usuarios y empleados sufrieron crisis nerviosa.

“Estábamos circulando por la zona cuando se activó el Código Rojo”, dijo el policía de la primera patrulla que llegó a la sucursal bancaria, después uno de los testigos les dijo que los ladrones se habían salido por la parte de atrás de la plaza; su compañero corrió a esa dirección para ubicarlos, mientras que él le daba la vuelta a la manzana con la patrulla, pero no los encontraron.

También te puede interesar: ¡Código rojo! Roban el Banorte de la Supermanzana 50

El reporte se realizó a las 14:59 horas de ayer, donde se informó a las autoridades de un asalto con violencia al Banorte que se ubica en la Supermanzana 50, entre las avenidas antes mencionadas.

Paramédicos de la Cruz Roja llegaron al banco, donde al menos unas diez personas fueron atendidas entre crisis nerviosa y otras les solicitaron que les checara la presión arterial. Ninguna persona resultó lesionada.

El reporte preliminar fue que las autoridades policíacas recibieron una alerta por activación de la alarma de la empresa Seproban.

Una testigo dijo a Novedades Quintana Roo que una de las empleadas puso en riesgo a toda la gente que estaba dentro del banco, ya que los asaltantes los amenazaron con armas de fuego y les advirtieron a los trabajadores que no hicieran nada.

Sin embargo, cuando uno de ellos se distrajo, la empleada oprimió el botón de alarma a pesar de que le dijeron que no lo hiciera, por fortuna los delincuentes salieron del lugar, sin hacerle daño a nadie, dijo la usuaria.

Los delincuentes se llevaron el dinero de una de las cajas del banco, pero hasta ayer no habían dicho la cantidad de dinero que se llevaron.

Uno de los delincuentes vestía una sudadera de color rojo y azul marino y un pantalón de mezclilla, el otro tenía una vestimenta parecida, pero portaba una capucha negra.

A pesar de que llegaron elementos de la Policía Federal, Estatal, Ministerial y Municipal, ningún sospechoso fue detenido.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios