20 de Enero de 2018

Quintana Roo

El taxi no es negocio: Secretario de Trabajo del Sindicato

Alejandro Peralta Paredes asegura que ya no se logra recuperar la inversión.

Los gastos elevados laceran la economía de los socios y operadores. (Redacción/SIPSE)
Los gastos elevados laceran la economía de los socios y operadores. (Redacción/SIPSE)
Compartir en Facebook El taxi no es negocio: Secretario de Trabajo del Sindicato Compartir en Twiiter El taxi no es negocio: Secretario de Trabajo del Sindicato

Alejandra Galicia/SIPSE
CANCÚN, Q. Roo.- “Desde hace 10 años el taxi no es negocio”, comentó Alejandro Peralta Paredes, secretario de Trabajo del Sindicato de Taxistas Andrés Quintana Roo.  El padrón de más de siete mil socios obtiene menos del 25% de productividad al mes por tener un vehículo en las calles.

Disminuyen las ganancias 

Comentó que 10 años atrás el concesionario de taxi invertía entre tres mil pesos para el pago de su póliza y concesión y recuperaba hasta siete mil pesos mensuales de utilidades económicas; ahora apenas acumulan dos mil 600 pesos al descontar la renta de la concesión.

El secretario de Trabajo del sindicato recibe las quejas de los socios del gremio, aquellos que tienen disponible una concesión otorgada por el gobierno del estado, un vehículo y deben pagar una póliza de seguro y la tenencia.  Mencionó que los socios deben pagar el mantenimiento de los vehículos cada mes, como los cambios de aceite, afinación de automóvil, amortiguadores y cambio de alguna llanta que se haya dañado durante el recorrido.

No recuperan la inversión 

Además no sólo los socios de taxis tienen gastos elevados que laceran la productividad, también los operadores invierten alrededor de 10 mil pesos para ingresar al sindicato, los gastos son del pago de fianza de cinco mil, abonar mil pesos de seguro del vehículo, y en promedio dos mil 300 en estudios médicos como antidoping, examen de sangre, triglicéridos, colesterol y examen de vista, 200 pesos más de gastos internos para la entrega de credencial y comprar su uniforme como camisa y pantalón donde mínimo deben invertir 120 pesos.

Otra de las problemáticas que demandan los martillos a la secretaria de Trabajo de sindicato es la competencia desleal generada por otros sindicatos de taxistas de Isla Mujeres, Puerto Morelos, Leona Vicario, tricitaxis y mototaxis y hasta unidades con placas federales que circulan en Cancún, ya que ocupan territorio de los martillos.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios