22 de Octubre de 2018

Chetumal

Analizan la situación de la vara dulce

Se está evaluando el futuro de las 320 mil toneladas que aún permanecen en el campo.

Autoridades cañeras analizan el retraso de la cosecha de caña que aún no ha sido levantada, pero el hecho de intentar recuperarlas podría generar mayores declives en su productividad. (Edgardo Rodríguez/SIPSE)
Autoridades cañeras analizan el retraso de la cosecha de caña que aún no ha sido levantada, pero el hecho de intentar recuperarlas podría generar mayores declives en su productividad. (Edgardo Rodríguez/SIPSE)
Compartir en Facebook Analizan la situación de la vara dulce Compartir en Twiiter Analizan la situación de la vara dulce

Edgardo Rodríguez/SIPSE
CHETUMAL, Q. Roo.- Autoridades cañeras analizan la situación de la vara dulce debido a las  afectaciones y retrasos que han generado pérdidas importantes en la producción de azúcar, por lo que se encuentran estudiando el futuro de la caña que aún no ha podido ser levantada ya que intentar recuperarlas podría generar mayores pérdidas.

De acuerdo con el Comité de Producción y Calidad Cañera, se está evaluando el futuro de las 320 mil toneladas que aún permanecen en el campo ya que pudieran posponerse para levantar la materia prima que se encuentra en su punto óptimo de sacarosa, pues el volumen que permanece en el campo tendría una concentración de azúcar inferior al 60% según revelan los estudios de campo.

En este sentido, Gabriel Rivas Canul, presidente de la Asociación de Productores Cañeros A.C., mencionó que esta es una decisión circunstancial en vista de todos los factores que se deben de tomar en cuenta así como el resultado de la decisión, pues de intentar recuperar el volumen se estaría desfasando otra macizo del cultivo que ya se encuentra en su etapa óptima de cosecha.

Aarón Renteral Campos, presidente de la Unión Local de Productores Cañeros (Ulpca), señaló que el comité tomará en cuenta todos los factores técnicos para llegar a una decisión coherente y basada en datos reales que respalden el decreto.

Al respecto, Joel Escobar Fabián, productor del ejido Álvaro Obregón, señaló que la mejor opción sería dejar las 320 mil toneladas de materia prima e intentar integrarlas al seguro de daños catastróficos, pues de esta manera los productores dueños de las parcelas que no pudieron ser cosechadas serían indemnizados por la póliza dado que no se pudo cortar en tiempo y forma a consecuencia de las lluvias.

Sin embargo, aunque esta propuesta ha sido secundada por varios cañicultores, algunos señalan que esta no sería una opción ya que se deberá comprobar que realmente no se pudo levantar la vara dulce a causa de las lluvias y los dictámenes podrían retrasarse varios meses. Aunado a ello, se tendría que tomar en cuenta la opinión de los dueños de las parcelas en vista de no afectar sus intereses. 

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios