20 de Septiembre de 2018

Quintana Roo

Prohibido enfermarse en Bacalar

Sólo una vez al mes llegan los servicios de salud al Pueblo Mágico.

Personas de la tercera edad que sufren enfermedades crónico degenerativas, suspenden sus tratamientos. (Javier Ortiz/SIPSE)
Personas de la tercera edad que sufren enfermedades crónico degenerativas, suspenden sus tratamientos. (Javier Ortiz/SIPSE)
Compartir en Facebook Prohibido enfermarse en BacalarCompartir en Twiiter Prohibido enfermarse en Bacalar

Javier Ortiz/SIPSE
BACALAR, Q. Roo.- La gran distancia que los separa de la clínica de salud más cercana y la precaria situación económica en que viven, obliga que los habitantes de la comunidad de El Paraíso, tengan que aguantarse sus dolores, pues sólo cuentan con servicio médico una vez al mes, o en el mejor de los casos, recurrir a remedios caseros.

Jesús Lucero Jiménez, comisariado ejidal de dicha demarcación, indicó que personas de la tercera edad que sufren enfermedades crónico degenerativas, suspenden sus tratamientos por falta de recursos para trasladarse, pues la mayoría de las familias viven al día y para trasladarse hasta la comunidad de Altos de Sevilla, tienen que realizar un flete.

Tambien te puede interesar: Lanzan campaña de salud para adolescentes

Dijo que algunas personas de la tercera edad, se mantienen en las esquinas del poblado por espacio de varias horas para esperar algún “aventón”, pues no cuentan con servicio de transporte público y lo mismo pasa con los enfermos, quienes a pesar de su dolor, tienen que esperar varias horas, ya que es un tramo poco transitable, para que lleguen al doctor.

Dispensario médico 

Destacó que en varias ocasiones han solicitado la construcción de un dispensario médico como los que han construido en algunas comunidades rurales, sin embargo, considera que por tratarse de una población pequeña no les hacen caso y sus demandas no son escuchadas por las autoridades correspondientes.

Para sus consultas cuentan con una pequeña choza de madera y techo de guano, cuyas maderas y postes se encuentran carcomidas, no obstante, es donde las caravanas de salud brindan atención médica una vez al mes; momento que aprovechan los moradores para consultar sus dolencias.

Indicó que sólo cuentan con una auxiliar de salud, sin embargo, de manera constante se quedan sin medicamento, “no tenemos ni un paracetamol para aliviar los dolores”, mencionó el ejidatario, tras señalar que desde hace más de quince días la responsable de salud se quedó sin medicamentos y a pesar que lo ha manifestado en la Secretaría de Salud (SESA), hasta el momento no le han surtido, por lo que están considerando enviar un escrito al titular, Juan Lorenzo Ortegón Pacheco, para darle a conocer la situación que padecen.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios