09 de Diciembre de 2018

Quintana Roo

Banco Chinchorro, ejemplo de refugio pesquero

En esta área la pesca garantiza la conservación de las diferentes especies marinas.

Los refugios pesqueros también son considerados como reservas marinas. (Tomás Álvarez/SIPSE)
Los refugios pesqueros también son considerados como reservas marinas. (Tomás Álvarez/SIPSE)
Compartir en Facebook Banco Chinchorro, ejemplo de refugio pesqueroCompartir en Twiiter Banco Chinchorro, ejemplo de refugio pesquero

Itzel Chan/SIPSE
CANCÚN, Q. Roo.- Banco Chinchorro ha sido un ejemplo de refugio pesquero, pues hasta el momento ha sido posible realizar pesca de langosta de manera sustentable, sin embargo, la meta es que 20% de los mil 176 kilómetros de litoral del Estado sea decretado con esta modalidad. 

En esta zona del Estado ha sido posible establecer refugios pesqueros, además de áreas de la Reserva de la Biosfera de Sian Ka’an, en donde la pesca de langosta ha sido bajo una labor de sustentabilidad.

La Asociación Comunidad y Biodiversidad (COBI) ha colaborado a través de la Alianza Canan Kay y los más de 41 colaboradores han identificado con alto potencial la zona que va desde isla Holbox hasta Xcalak. 

También te puede interesar: Disminuye captura de langosta en Banco Chinchorro

En estos lugares será posible incluir captura de langostas, caracol rosado, mero, camarón y el aprovechamiento de la escama, todo de una manera que garantice la conservación de las especies, de acuerdo con Citlali García, miembro de COBI.

En Quintana Roo operan cerca de 30 cooperativas pesqueras, con un aproximado de 900 pescadores registrados que trabajan con 52 permisos vigentes; adicionalmente existen 158 permisionarios, con sus respectivos permisos de captura, aunque la pesca en la entidad es prioritariamente artesanal o de pequeña escala, ellos se podrían incluir a este tipo de programas que son implementados en refugios pesqueros.

En el mundo hay cerca de 124 refugios de este tipo, los cuales también son considerados como reservas marinas, indicó Kim Ley Cooper, director de la marca Chakay, primera en México y la tercera a nivel mundial en obtener la certificación Marine Stewardship Council (MSC).

Algunas de las ventajas de contar con refugios pesqueros es que se incrementa hasta en un 40% la biomasa de las distintas especies, además aumenta la densidad de las plantas que están en determinadas zonas. Por la estabilidad que consiguen tener los animales, su tamaño aumenta al igual que la diversidad de especies.

Como consecuencia de esto, la economía local logra crecer, pues a través de períodos determinados es posible pescar las especies permitidas. En Latinoamérica y el Caribe, al menos 29 naciones tienen refugios pesqueros.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios