21 de Septiembre de 2018

Riviera Maya

Buscan incluir a niños con discapacidad al salón de clases

Lo que se busca es un aprendizaje integral a la par de los demás niños.

Se prevé que algunas escuelas privada puedan acceder a este nuevo mecanismo. (Adrián Barreto/SIPSE)
Se prevé que algunas escuelas privada puedan acceder a este nuevo mecanismo. (Adrián Barreto/SIPSE)
Compartir en Facebook Buscan incluir a niños con discapacidad al salón de clases Compartir en Twiiter Buscan incluir a niños con discapacidad al salón de clases

Adrián Barreto/SIPSE
PLAYA DEL CARMEN, Q. Roo.- A través del Proyecto Inclusión un grupo de padres de familia promoverá en el siguiente ciclo escolar la adopción de prácticas para insertar a niños con discapacidad en el sistema escolarizado; el proyecto que pretende derrumbar las barreras de exclusión será propuesto a centros educativos privados, aunque requeriría la especialización de los educadores.

Fernanda Sanz, promotora de Proyecto Inclusión, explicó que lo que se busca es un aprendizaje integral a la par de los demás niños que no tienen limitaciones sicomotoras y/o intelectuales para promover la socialización y erradicar la discriminación.

“Son evaluaciones periódicas que se le hacen al niño en su desenvolvimiento, en su aprendizaje, su relación con sus compañeros, la incorporación de sus conocimientos, y que el niño pueda insertarse en una escuela regular aprendiendo. ¿Cómo hacerlo? Es algo que vamos a descubrir con la participación de todos”, dijo.

La convocatoria se realizará con las familias que tienen integrantes con algún tipo de discapacidad, a las familias se les acompañará para que se planteen las inquietudes a la escuela en donde presentarán la iniciativa y que se vean las posibilidades reales para la inclusión.

“Luego se hacen el seguimiento durante todo un año con evaluaciones y modificaciones al currículo si es que se necesitaran, especialmente a los docentes”, dijo.

También te puede interesar:  Proyectan casas inclusivas para personas con discapacidad

Este proyecto nació especialmente para abonar más a la inclusión, pero desde el punto de vista social, explicó Sanz, madre también de un menor con limitaciones intelectuales; si bien el reto es grande, de concretarse se daría un siguiente paso para insertar a esos niños en un ambiente “normalizado”.

Ya en Playa del Carmen se tiene una plataforma de enseñanza para niños y jóvenes que tienen algún tipo de discapacidad: el Centro de Atención Múltiple, que tiene dos sedes, uno para niños de primaria y el segundo se enfoca en el desarrollo de habilidades para realizar un oficio.

Isabel Lara Morales, directora del Centro de Atención Múltiple Laboral, concuerda con Fernanda Sanz en el sentido que la inclusión debería nacer de la sociedad, y es donde hay que trabajar más.

Sin embargo, la también licenciada en educación especial, opina que los niños con algún tipo de discapacidad tienen una dinámica de aprendizaje cuyos tiempos no son los mismos respecto a quienes no la tienen.

Se requiere formación 

Para ella es importante la formación para los profesores, pues quienes se especializan en educación especial tienen conocimiento de proceso neurológicos, de la pedagogía especial y sicología, entre otras herramientas, e incluso con una preparación idónea se debe pensar en que además de la inclusión se deben “integrar” a las personas con discapacidad. 

“Si tuviéramos a un niño con síndrome de Down, otro con problema  sicomotor y otro con problema auditivo, el maestro tendría que capacitarte en lenguaje de señas, al niño de síndrome de Down le tienes que indicar muchas veces las cosas para que se la apropien, y el de niño con problemas sicomotor tienes que asistirlo para ir al baño, por ejemplo. No es fácil hacer la integración, requiere cierta especialización”, aseguró.

En el CAM Laboral hay pasado jóvenes que han salido al mundo laboral y aunque las empresas muestran cada vez más la voluntad para la inclusión social de las personas con discapacidad, solamente dos han logrado integrarse y hacer perdurable su desarrollo en las empresas.

Fernanda Sanz prevé que algunas escuelas privada puedan acceder a este nuevo mecanismo, y por ahora los padres de familia que se han agrupado o que tienen relación con el Proyecto Inclusión gestionarán el programa durante los siguientes meses, para que el programa educativo de inclusión comience en el siguiente ciclo escolar.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios