13 de Diciembre de 2018

Quintana Roo

Cajas de seguridad tenían acceso ilimitado de personas

El cliente de la empresa tiene una llave y la administración cuenta con otra.

Los clientes de First National Security están sujetos al reglamento de la empresa. (Israel Leal/SIPSE)
Los clientes de First National Security están sujetos al reglamento de la empresa. (Israel Leal/SIPSE)
Compartir en Facebook Cajas de seguridad tenían acceso ilimitado de personasCompartir en Twiiter Cajas de seguridad tenían acceso ilimitado de personas

Claudia Olavarría/SIPSE
CANCÚN, Q. Roo.- Para entrar al inmueble de First National Security (FNS) solo se necesitaba la llave y que la persona estuviera en una lista de autorizados, es decir, el número era ilimitado; al ingresar personal de vigilancia debía acompañar al usuario para abrir las cajas con doble llave, una del cliente y otra de la administración.

El arrendatario y la persona autorizada son quienes pueden entrar a la bóveda y hacer uso del espacio de seguridad, el acceso a las cajas de seguridad es de uno a la vez.

También te puede interesar: Cajas de First National eran usadas por la delincuencia

Una huella, una clave de seguridad y una segunda huella son el mecanismo para atravesar la primera puerta de metal del inmueble, el acceso a la segunda lo daba un empleado de FNS con el que los clientes no tenían contacto físico ni visual.

En ese punto un empleado acompañaba a la persona hasta la caja de seguridad para que ambos con sus respectivas llaves accionaran al mismo tiempo la cerradura y cuando esta abría, el trabajador salía de la bóveda y el cliente pasaba a un privado con la caja.

El contrato de dos hojas que FNS entregaba a sus clientes no tiene logotipo alguno, documento con varias cláusulas entre las que señala que el arrendatario está obligado a utilizar la caja únicamente para guardar dinero en efectivo, valores y documentos.

La caja no puede ser subarrendada y la o las personas autorizadas deben sujetarse al reglamento interior de la empresa; además que el cuidado de la caja es responsabilidad del arrendatario, por lo que deben avisar a FNS ante cualquier descompostura de la cerradura o extravío de la llave; FNS advierte al cliente su responsabilidad por la pérdida, imitación o falsificación de la llave entregada.

El titular de la caja es responsable de todos los riesgos que se relacionen con la llave; la empresa se deslinda del contenido de las cajas como efectivo, valores, documentos o cualquier otro bien guardado en ellas, especifica el contrato, del cual Novedades Quintana Roo tiene una copia en su poder.

El miércoles pasado, Alberto Elías Beltrán, encargado de despacho de la Procuraduría General de la República (PGR), dijo que tenían la certeza de que el crimen organizado utilizaba las cajas para operaciones de intercambio, resguardo y pagos, según informó durante una conferencia de prensa en un hotel sobre el bulevar Luis Donaldo Colosio, a kilómetros del inmueble de FNS.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios