Hoy estrena en México Los Lobos, un retrato de la infancia de Samuel Kishi Leopo

La película mexicana que retrata parte de la infancia de su director Samuel Kishi Leopo, ha ganado 28 premios en 16 países del mundo y hoy llega a las salas de cine en México.

|
(Cortesía)
Compartir noticia en twitter
Compartir noticia en facebook
Compartir noticia por whatsapp
Compartir noticia en twitter
Compartir noticia en facebook
Compartir noticia por whatsapp

Después de girar en importantes festivales alrededor del mundo, y ser acreedora de múltiples premios, hoy llega a las salas de todo México la película mexicana Los Lobos, del director Samuel Kishi Leopo. Novedades Quintana Roo platicó en exclusiva con los protagonistas de la historia, Martha Reyes, Leo y Max Nájar y su director Samuel Kishi Leopo, reveló que parte de la historia está basada en su realidad.

(Cortesía)

“Estamos muy contentos de poder estrenar en cines después de un largo recorrido en festivales. Los Lobos es una película semi biográfica, se basa en una anécdota que nos pasó a mi mamá, a mi hermano y a mi cuando éramos pequeños, mi mamá nos llevó a vivir a Santa Ana California en busca de una mejor vida, rentó un pequeño departamento y cuando tenía que salirse a trabajar nos dejaba encerrados en compañía de una grabadora de casettes en la que grababa cuentos y todas las historias de la casa y nos decía, cuando me extrañen prendan la grabadora y en eso se basa la película, hablamos de migración, de hermandad y de solidaridad”, detalló el director de la cinta.

(Cortesía)

Kishi expresó que durante la filmación, la historia que comenzó siendo real fue nutriéndose de eventos de ficción, en la investigación, de anécdotas y junto con la construcción de personajes, se logró algo único.

Para Martha, quien interpreta a Lucía, la mamá de los dos pequeños, su mayor reto fue convertirse en madre.

(Cortesía)

“Lo difícil para mí fue que no soy mamá, pero con la ayuda de Kishi lo logré, los niños se fueron unos días a vivir conmigo para crear este vínculo de amor y que la actuación fuera muy orgánica y real, fue mucho trabajo de investigación sobre la migración, sobre las mujeres solas con hijos, cómo solucionan las situaciones y demás”, refirió Martha.

Leo y Max, los pequeños protagonistas de la historia, disfrutaron la experiencia de participar en esta película y lograron valorar lo que tienen en la vida.

“Me divertí mucho, aprendí a cuidar a mi hermano, tengo que disfrutar las cosas que tengo, hay niños que no las tienen, así que tengo que cuidarlas y así”, compartió el pequeño Max de 12 añitos.

(Cortesía)

Mientras que Leo, de 9, aprendió algo muy importante durante el rodaje: “Me gustó mucho, fue una experiencia muy bonita, no me costó trabajo nada y lo que aprendí fui a amarrarme las agujetas”, dijo.

Los Lobos regresó de su gira con premios como el Signis en el Festival Internacional del Nuevo Cine Latinoamericano de La Habana y el premio de Cine por la Paz del Festival Internacional del Cine de Berlín, Alemania, entre otros 27 más, además de los que acumule, pues sigue recorriendo el mundo en otros festivales, todo un orgullo para el cine mexicano.

Cargando siguiente noticia