19 de Febrero de 2018

Quintana Roo

Sugieren no darle vacaciones a tratamientos de niños hiperactivos

Las vacaciones no deben ser motivo para ello, consideran especialistas.

En verano hay que apostar por un aprendizaje más informal. (Contexto/SIPSE)
En verano hay que apostar por un aprendizaje más informal. (Contexto/SIPSE)
Compartir en Facebook Sugieren no darle vacaciones a tratamientos de niños hiperactivosCompartir en Twiiter Sugieren no darle vacaciones a tratamientos de niños hiperactivos

Carlos Ávalos/SIPSE
CANCÚN, Q. Roo.- Ante la inminente llegada de las vacaciones, expertos recomiendan que los niños que están bajo tratamiento para el Trastorno de Déficit de Atención e Hiperactividad (TDAH) continúen bajo una rutina de horarios y pautas.

La psicopedagoga Nieves Herrera Condé, directora del Centro de Psicopedagogía de Cancún S.C., dijo que durante la época de menor exigencia para los menores en cuanto a horarios y obligaciones, se generan conductas que deterioran el progreso de la terapia ya sea que se mediquen o no.

“Lo importante es mantener la rutina, y que los padres no olviden su papel de co-terapeutas"

A los niños diagnosticados con este trastorno les cuesta más agarrar el ritmo del colegio tras las vacaciones, principalmente después de las de verano por ser las más extensas, además de que es importante que la terapia continúe, ya que en la mayoría de los casos es interrumpida, y es necesaria la continuidad para que los pacientes aprendan a manejar los síntomas del TDAH y se conduzcan por sí mismos de manera responsable socialmente.

También te puede interesar: Hacer ruido al comer tiene este grandioso beneficio

“La mayoría de los padres trabajan en temporada alta, justo en el que el niño tiene las vacaciones escolares, y es importante que el pequeño no pierda la estructura de la continuidad, ya que a ellos les cuesta más trabajo retomar hábitos y se tiene que volver a trabajar desde cero con el paciente”, explicó Herrera Condé. Por ello, la importancia de la psico-educación de los padres de los niños diagnosticados con TDAH, ya que la terapia con el chico por sí sola no es suficiente para ayudar a los pacientes a llevar un orden en todos los aspectos de su vida.

En verano hay que apostar por un aprendizaje más informal, empleando formas más divertidas de adquirir conocimientos, que aunque cuente con mayor flexibilidad horaria también compagine aprendizajes académicos con otros tipos de enseñanza más relajada.

“Lo importante es mantener la rutina, y que los padres no olviden su papel de co-terapeutas, evitando situaciones descontroladas, marcando límites de conducta para evitar que el pequeño sufra cuando se enfrente al regreso a clases”, puntualizó la especialista.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios