15 de Diciembre de 2017

Quintana Roo

"Cancún me recuerda a los inicios de Ciudad Juárez"

Monseñor pidió a los presentes que siguieran orando por esta ciudad creciente.

Compartir en Facebook "Cancún me recuerda a los inicios de Ciudad Juárez"Compartir en Twiiter "Cancún me recuerda a los inicios de Ciudad Juárez"

Teresa Pérez/SIPSE
CANCÚN, Q. Roo.- En el marco de los festejos por el 46 aniversario de Cancún, el obispo de la Prelatura Cancún-Chetumal, Pedro Pablo Elizondo Cárdenas, pidió a los feligreses orar por Cancún para que predomine el amor y no la violencia. 

Ante más de un centenar de asistentes, el monseñor ofició la misa en punto de las 8 horas, en la parroquia de Cristo Rey, localizada en el parque de Las Palapas.  

Al son del mariachi, los presentes fueron entrando y distribuyéndose poco a poco en las bancas del recinto religioso, todo mundo se contagió de nostalgia, de aquellos recuerdos, de ese Cancún que sus ojos vieron por primera vez cuando le apostaron a todo teniendo nada.

También te puede interesar: Abren Puerta Santa en la Catedral de Cancún

Los suspiros se hicieron presentes, eran en su mayoría sexagenarios con más de 40 años de residencia, que se la “jugaron” a que Cancún sería lo que es ahora, una ciudad cosmopolita. 

Antes de la celebración eucarística, algunos recordaron aquellas calles de arena blanca que invadía las primeras vialidades. 

Monseñor pidió a los presentes que siguieran orando por esta ciudad creciente para que la violencia no despoje a la población de la tranquilidad y la paz. 

"Qué ha pasado, tenemos que rezar por Cancún, recuperarlo y salvarlo”

“Una señora me dijo, Cancún me recuerda a los inicios de Ciudad Juárez, la gente apostó a ver un imperio en la industria de la maquila, papá y mamá se la pasaban trabajando, el resultado fue atroz, invadió la violencia, jóvenes sicarios, y se rompió la tranquilidad”, dijo Pedro Pablo Elizondo, por ello insistió en predicar el amor de Dios con valores y amor a su tierra.

Durante la homilía, pidió a los presentes darle gracias a Dios por todas las experiencias hermosas en este destino. 

“Leí apenas de la historia de la avenida Yaxchilán, dicen que había 100 restaurantes en la época de bonanza, hoy apenas si llegan a 10, los demás se fueron por los cobros excesivos y derecho de piso (…) qué ha pasado, tenemos que rezar por Cancún, recuperarlo y salvarlo”, insistió.  

Al final de la celebración, los pioneros de Cancún se tomaron la foto del recuerdo, gente con una carga histórica de Cancún, como Rosa Martínez, a quien su profesión de trabajadora social la trajo al “paraíso”, fue la primera mujer que llegó cuando había solamente dos campamentos en este destino lleno de promesas. 

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios