23 de Octubre de 2018

Cancún

Dan oportunidad a internas para rehacer su vida

En el patio de penal, toman cursos de maquillaje, ventas y masajes.

El objetivo es que las internar encuentren trabajo en alguna de las empresas con la que CAE tiene convenios. (Paola Chiomante/SIPSE)
El objetivo es que las internar encuentren trabajo en alguna de las empresas con la que CAE tiene convenios. (Paola Chiomante/SIPSE)
Compartir en Facebook Dan oportunidad a internas para rehacer su vidaCompartir en Twiiter Dan oportunidad a internas para rehacer su vida

Eva Murillo/SIPSE
CANCÚN, Quintana Roo.-Entre 35 y 40 internas del Centro de Reinserción Social (Cereso) de Cancún, son capacitadas en técnicas de maquillaje, ventas y masajes terapéuticos para que al cumplir su condena sean contratadas en las empresas que tienen acuerdos con la Asociación Civil CAE, encargada del proyecto de reinserción.

Lizet Higareda Laguna, coordinadora del programa de Coinversión Social en Quintana Roo del  Instituto Nacional de Desarrollo Social (Indesol); resaltó que es la primera asociación civil que se enfoca en la reinserción de internas.

También te puede interesar: Atienden a enfermos con VIH en la cárcel de Chetumal

“Es la única organización a nivel estatal y me atrevo a decir que a nivel nacional; que está trabajando en tema de reinserción de mujeres a la sociedad, después de estar en el Cereso, es la única que está trabajando en eso”, aseguró la funcionaria federal.

La mayoría de las asociaciones que buscan apoyo económico para sus proyectos sociales se enfocan en alimentación, salud y tejido social, pero no en preparar a las reclusas para que sean productivas una vez que son libres.

“Lo que queremos hacer con ellas es darles una herramienta...".

CAE es un centro de atención múltiple para mujeres, hijos e hijas maltratados, detalló Francisco Hernández Becerra, presidente de la agrupación, que desde julio pasado inició los cursos de capacitación técnicos de maquillaje, ventas y terapeuta en masaje.

“Lo que queremos hacer con ellas es darles una herramienta para que el día que tengan que salir de aquí, podamos colocarlas con los empresarios con los que tenemos convenios, para que laboren con ellos”, destacó Hernández Becerra

Dos días a la semana, el patio de talleres se convierte en salón de belleza, masajes y ventas, las internas practican con sus compañeras las técnicas de maquillaje hasta que logren dominarlas, pues afuera hay estéticas que buscan mano de obra preparada.

Cuando se trata del curso de ventas sacan una libreta en la que anotan la teoría y contestan las preguntas que el instructor hace para constatar que el mensaje fue captado correctamente, pues si alguna de ellas halla trabajo como mesera, sabrá convencer al comensal de consumir lo más atractivo de la carta.

Para aprender a dar masajes, la asociación lleva una cama especial para que las instructoras les muestren las técnicas de relajación de músculos que más afecta el estrés o malas posturas.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios