24 de Junio de 2018

Quintana Roo

Casa Nohoch Nah, cuida de los adultos mayores

Con actividades recreativas, clases de música y danzón, los abuelitos se entretienen mientras sus familiares trabajan, además de que se relacionan con sus contemporáneos.

Algunos de espíritu joven y buen ritmo en ocasiones deciden bailar danzón. (Jesús Tijerina/SIPSE)
Algunos de espíritu joven y buen ritmo en ocasiones deciden bailar danzón. (Jesús Tijerina/SIPSE)
Compartir en Facebook Casa Nohoch Nah, cuida de los adultos mayores Compartir en Twiiter Casa Nohoch Nah, cuida de los adultos mayores

Susana Mariscal/SIPSE
CANCÚN, Q.Roo.- Actividades recreativas, clases de música y danzón, pláticas y los alimentos es lo que pueden encontrar los adultos mayores en la casa Nohoch Nah, una especie de guardería con la cual se evita que los abuelitos se queden solos en las casas mientras los hijos trabajan.

Actualmente hay 12 adultos mayores que de lunes a viernes asisten a esta guardería, ubicada a espaldas de la institución. Tiene una capacidad para 23 personas, con la única condición de que puedan valerse por sí mismas, porque no se cuenta con la cantidad de personal especializado para poder atender a personas con enfermedades.

Hay una enfermera y el personal que prepara los alimentos, así como el encargado de la estancia, quienes se encargan de ejercitar a los ancianos con caminatas al interior del lugar y con clases de danzón o bien con actividades de manualidades y de música para la convivencia entre ellos.

Aparte de ser atendidos con sus alimentos, los adultos mayores establecen lazos de amistad con sus contemporáneos, con quienes comparten sus historias de vida y de experiencias; así como parte de las anécdotas del día a día con su familia. Otros más muestran afinidad en su gusto por la música o el baile y escuchan la música que los enamoró o la que disfrutaban bailar en sus tiempos de juventud.

Algunos de espíritu joven y buen ritmo en ocasiones deciden bailar danzón, otros gustan de contar chistes o de mantener la mente activa jugando ajedrez, y pasar de manera relajada y amena el día.   

Joanna Márquez García, coordinadora del Adulto Mayor refirió que de los casos de abandono que son reportados, los familiares señalan que enfrentan la problemática de no tener con quien dejar a sus adultos mayores cuando salen a trabajar, ni tienen los recursos suficientes para pagarle a alguien.

Además de las actividades diarias algunas veces llevan a algún artista local para hacer su estancia más amena, se organizan los cumpleaños con pastel y a veces los llevan a visitar algún atractivo dentro o cercano a la ciudad.

En la estancia se hace un pago mensual de 500, pero además se maneja una especie de beca para aquellos que no pueden cubrir la totalidad de la mensualidad; pues la mayoría de los que asisten viven en situación precaria.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios