14 de Diciembre de 2017

Chetumal

Campesinos abandonan sus tierras por falta de apoyos

Sólo un 30% de productores sobrevive de los escasos programas que bajan.

La Unión Campesina Democrática considera que los labriegos reciben migajas de la Federación. (Joel Zamora/SIPSE)
La Unión Campesina Democrática considera que los labriegos reciben migajas de la Federación. (Joel Zamora/SIPSE)
Compartir en Facebook Campesinos abandonan sus tierras por falta de apoyosCompartir en Twiiter Campesinos abandonan sus tierras por falta de apoyos

Alejandra Carrión/SIPSE
CHETUMAL, Q. Roo.- El Proagro, entrega como apoyo al campesino mil 500 pesos por hectárea; sin embargo la inversión es tres veces más. La falta de apoyos ha dejado a centenares de productores con sus tierras abandonadas.

Federico Hernández Amador, representante del Congreso Agrario Permanece (CAP) y de la Unión Campesina Democrática (UCD), indicó que el campo está totalmente destrozado, sin producción significativa y recibiendo migajas de apoyos por parte del Gobierno Federal, que cada vez pone más “trabas” para que el campesino acceda a dichos recursos.

También te pude interesar: Autorizan cerca de treinta millones para asegurar cultivos

“Es claro que no funcionan los programas del gobierno federal, o será que a lo mejor los encargados de aplicarlos no lo hacen como debe de ser. Lo cierto es que falta mucho para que los mencionados apoyos bajen realmente al productos”,

Actualmente, comentó invertir en una hectárea es mucho más que el apoyo que les brindan por parte del Gobierno Federal, a eso se le suma la mano de obra, los fertilizantes, etc.

“Un campesino obtiene al día un pago de 100 pesos, a la quincena son mil 200 pesos. El campesino es el más marginado de la sociedad. Los programas son manejados por las autoridades federales y son las migajas las que en realidad son repartidas. Además al productor le ponen muchas trabajas para acceder a esos recursos”, dijo.

Consideró que actualmente el campo está destrozado, abandonado y solo un 30% de los campesinos sobrevive de los pocos apoyos que les están brindando.

Indicó que el campo actualmente está acabado porque los presentes municipales  y diputados anteriores dejaron perder las tierras que estaban produciendo.

Señaló que existen miles de hectáreas sin cosechar por falta de apoyos, capacitación y equipo de trabajo, además de que los pocos recursos que bajan llegan a manos equivocadas, es decir a los que son recomendados que no trabajan precisamente la tierra.

De acuerdo con el Servicio de Información Agroalimentaria y Pesquera, Quintana Roo en el ciclo Otoño-Invierno sembró seis mil 777 hectáreas entre maíz de grano, calabacita, chile verde, elote y frijol, de los cuales cosechó cuatro mil 249 hectáreas.

Mientras que el Estado de Campeche, solo entre maíz y frijol sembró 12 mil 588 hectáreas y cosechó 12 mil siete de producción. Yucatán es quien menos sembró, pues a penas registró mil 44 hectáreas entre maíz, calabacita, chile verde y frijol de los cuales cosechó 664 hectáreas.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios