15 de Diciembre de 2017

Quintana Roo

¿Tu panza hace grrrr? Tal vez se está limpiando

La somnolencia después de comer es un indicio de que la digestión se está realizando con éxito. (Archivo/SIPSE)
La somnolencia después de comer es un indicio de que la digestión se está realizando con éxito. (Archivo/SIPSE)
Compartir en Facebook ¿Tu panza hace grrrr? Tal vez se está limpiandoCompartir en Twiiter ¿Tu panza hace grrrr? Tal vez se está limpiando

gencia 
CANCÚN, Q. Roo.- Cuando el estómago de una persona hace ruidos, lo primero que pensamos es que tiene hambre, pero esto no es necesariamente cierto, puede deberse a que el aparato digestivo está autolimpiándose.

Traducido al español como "La digestión es la cuestión", el libro escrito por la microbióloga alemana Giula Enders revela cómo funciona este órgano y acá compartimos cinco de los hechos que se destacan en el libro, según el portal web BBC Mundo.

También te puede interesar: ¿Tienes ganas de hacer ‘pipí’? Aguantarte podría ser grave

1 Los jugos digestivos funcionan como detergente en polvo
Nuestros jugos digestivos contienen los mismos agentes que los detergentes en polvo: enzimas digestivas y disolventes de grasa. Los detergentes para lavar son eficaces en la eliminación de manchas, ya que digieren cualquier sustancia grasa, rica en proteínas o azucarada de la ropa, con ayuda del movimiento del tambor de la lavadora.

Eso es más o menos lo que sucede en nuestro intestino delgado.  Los jugos digestivos descomponen los hidratos de carbono, proteínas y grasas. Las proteínas y los hidratos de carbono son transportados al torrente sanguíneo a través de la pared intestinal, absorbidos por los vasos sanguíneos, y llevados al hígado.  Aquí, las sustancias peligrosas se destruyen. La sangre rica en nutrientes fluye entonces desde el hígado directamente al corazón.

2 Un filete permanece en el estómago durante seis horas
Las proteínas son más difíciles de digerir que los carbohidratos. Una vez que la comida masticada llega al estómago, las paredes musculares empiezan moverla para descomponerla.

Los carbohidratos simples, como el pastel y el azúcar, tardan cerca de dos horas para descomponerse. Las proteínas y las grasas permanecen en el estómago durante un tiempo considerablemente más largo.  Es por esto que las comidas ricas en carbohidratos nos animan más rápidamente, pero las comidas con mucha carne o grasa nos mantiene llenos por más tiempo.

3 ¿Por qué comer nos hace sentir somnolientos?
Una razón por la que nos sentimos cansados y lentos después de comer es que ciertos mensajeros químicos liberados por el cuerpo cuando estamos llenos también estimulan las áreas del cerebro responsables del cansancio.

La somnolencia significa que la cantidad óptima de energía está disponible para la digestión en lugar de tener que ser utilizada en otros lugares, y nuestra sangre no está llena de hormonas del estrés.

Este cansancio es tal vez un inconveniente para nuestro cerebro cuando estamos en el trabajo, pero es beneficioso para el intestino delgado. Este funciona más eficazmente cuando estamos relajados.

4 ¿Qué significan los ruidos del estómago?
Nuestro estómago hace ruido cuando tenemos hambre pero también cuando está en pleno proceso de limpieza. Alrededor de una hora después de que el intestino delgado ha terminado de digerir, una contracción muscular grande, ruidosa y ondulada barre las sobras desde el estómago hacia el intestino para dejar el estómago vacío y limpio. Comer entre comidas detiene este proceso.

5 ¿Con qué frecuencia se debe ir al baño?
El intestino grueso es donde se procesa el resto de comida que no ha sido digerido por el intestino delgado, como la fibra indigestible.

El tiempo de procesamiento de estas sobras es de alrededor de 16 horas, tiempo en el que el cuerpo extrae las sustancias que incluyen minerales importantes como el calcio, que sólo pueden ser absorbidos adecuadamente aquí.

El tiempo promedio para que la comida vaya del tenedor al baño es de un día, las tripas más rápidas lo logran en ocho horas mientras que las más lentas pueden tardar tres días y medio.

Para la mayoría de la gente, el contenido de su intestino grueso es suficiente para una evacuación al día, sin embargo, las personas que llenan su intestino grueso con suficiente volumen pueden tener que ir al baño dos o tres veces al día.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios