24 de Septiembre de 2018

Chetumal

Baches dan duro golpe al bolsillo de los capitalinos

De 700 a dos mil pesos deben desembolsar para reparar los desperfectos en sus vehículos.

Las ventas de llantas de “medio pelo”, también van a la alza, confirman refaccionarias y vulcanizadoras de Chetumal. (Harold Alcocer/SIPSE)
Las ventas de llantas de “medio pelo”, también van a la alza, confirman refaccionarias y vulcanizadoras de Chetumal. (Harold Alcocer/SIPSE)
Compartir en Facebook Baches dan <em>duro golpe</em> al bolsillo de los capitalinosCompartir en Twiiter Baches dan <em>duro golpe</em> al bolsillo de los capitalinos

Benjamín Pat/SIPSE
CHETUMAL, Q. Roo.- De 700 a dos mil pesos deben desembolsar los chetumaleños para reparar los desperfectos en sus vehículos, provocados por los baches que se encuentran en casi todas las calles de la capital del estado.

En las últimas fechas, la demanda de refacciones relacionadas con la suspensión de los vehículos automotores, ha incrementado de 25 a 50 por ciento, mientras que los servicios relacionados con llantas y rines aumentaron hasta en un 100 por ciento. Las ventas de llantas de “medio pelo”, también van a la alza, según confirman refaccionarias y vulcanizadoras de Chetumal.

De acuerdo con algunos encargados de refaccionarias, los baleros pasaron de 15 a 20 unidades vendidas al día; la venta de rótulas y terminales incrementaron de 40 a 60 unidades diarias. En tanto, en amortiguadores, aunque el número que se vende al día es mínimo, también registra un repunte importante.

“En el caso de los amortiguadores los precios están entre 300 y mil 200 pesos, dependiendo del vehículo, los baleros entre 200 y 400 pesos, mientras que las rótulas y terminales entre 100 y 200 pesos. Estamos hablando de que se gastarían mínimo 700 pesos y máximo dos mil pesos en estas piezas. Las compra de estas refacciones ha incrementado”, comentó uno de los entrevistados.

Por su parte, Anastasio Pacheco Briceño, propietario de unas de las vulcanizadoras de la ciudad, dio a conocer que la demanda de servicio también está en aumento.

Tan solo en el caso de rescate de vehículos pasó de 10 a 20 diarios, y por el cual cobra 100 pesos, cada uno. De igual manera, al día cambian y reparan hasta 20 llantas reventadas, así como unos 20 rines. Por cada uno de estos servicios cobran de 50 a 80 pesos. Al mismo tiempo está a la alza la venta de llantas y rines de “medio pelo”.

“Ahora también ha subido la compra de llantas usadas y rines usados. Cada llanta está entre 150 a 200 pesos las chicas y las grandes más caras. Los rines también están algunos en 200 pesos. La mayoría de nuestros clientes que llegan o que vamos a rescatar, es por que cayeron en algún bache”, abundó.

Entre tanto, las condiciones del clima impiden que las actividades de bacheo, para las que las mismas autoridades han anunciado una bolsa de recursos escasa, se lleven a cabo y los hoyancos siguen multiplicándose en las avenidas y calles más transitadas de la ciudad.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios