21 de Junio de 2018

Quintana Roo

Hanal Pixán: Un recorrido hacia la historia

Aproximadamente 300 personas se sumaron a la 'cena de las ánimas'.

Entre velas, ofrendas y un colorido recorrido, se celebra a la muerte en Tres Reyes, Lázaro Cárdenas, Quintana Roo. (Fotografía: Redacción/SIPSE).
Entre velas, ofrendas y un colorido recorrido, se celebra a la muerte en Tres Reyes, Lázaro Cárdenas, Quintana Roo. (Fotografía: Redacción/SIPSE).
Compartir en Facebook Hanal Pixán: Un recorrido hacia la historiaCompartir en Twiiter Hanal Pixán: Un recorrido hacia la historia

Redacción/SIPSE
LÁZARO CÁRDENAS, Q. Roo.- A unos 130 kilómetros de Cancún, se encuentra la comunidad Tres Reyes, un poblado perteneciente a Quintana Roo; y  que desde hace siete años, se realiza cada 2 de noviembre la celebración del: Hanal Pixán.

También te puede interesar: Únete a la colorida 'fiesta de los pixanes' en Xcaret (video)

¿Qué es el Hanal Pixán?

El Hanal Pixán, es una de las tradiciones que más caracteriza a México en el Día de Muertos. (Redacción/SIPSE).

El hanal pixán, o "comida de las ánimas", es una tradición del pueblo maya que se lleva a cabo para recordar de una manera especial a los amigos y parientes que se adelantaron en el viaje eterno.

Es un acontecimiento especial para los deudos de los difuntos, pues saben que, en estos días, del 31 de octubre al 2 de noviembre, las ánimas "reciben permiso" para visitar a sus familiares. La tradición incluye varios ritos, pero el principal consiste en poner una mesa que funciona como altar, alumbrada con velas de cera, debajo de los árboles del patio y cerca de las sepulturas de los familiares, donde se coloca comida típica de la temporada. Todo eso adornado con veladoras, flores, ramas de ruda y las fotografías de las personas fallecidas.

Ofrenda tradicional yucateca. (Fotografía: Redacción/SIPSE).

El recorrido...

Un centenar de pobladores  se encargan de recibir a los más de 300 visitantes de diferentes partes de Quintana Roo y extranjeros que la empresa Alltournative, lleva al lugar para vivir la experiencia del Día de Muertos más tradicional de la Región.

Durante el recorrido, se visitaron una gran variedad de altares que las personas del lugar realizaron para que los turistas disfruten de una tarde llena de tradiciones mayas. Niños y adultos dieron la bienvenida con dulces típicos, tortillas hechas a mano y música típica de la zona.

Se hizo un recorrido por el Cementerio de Tres Reyes, un lugar lleno de colores pintorescos que resaltaban con la luz de las velas, dejando ver las tradiciones de los habitantes de esa comunidad.

Al caer la noche, el festejo aún no terminaba, el cruce de un puente colgante, la bajada de la escalinata y un camino lleno de velas, daban la bienvenida al ‘Cenote de la Vida’; Una vez abajo, al fondo se escuchaba la música autóctona, con la cual un grupo de niños bailaba sin cansancio, en círculos, al ritmo del tunkul y el caracol. Un hombre de avanzada edad se encargó de custodiar con un sahumerio la entrada, donde salía incienso, característico de las ceremonias mayas.

Ceremonia maya en el 'Cenote de la Vida'.  (Fotografía: Redacción/SIPSE)..

La música nunca se detuvo, ni el baile de los niños. Alrededor del cenote estaban decenas de personas sentadas; al fondo y arriba, en una cabaña, el sacerdote maya, de nombre Crisanto Cahum, emitió oraciones, en lengua maya, haciendo reverencia a los difuntos. Cientos de velas en las manos de los visitantes iluminaron el círculo del cuerpo de agua, mientras la ceremonia mística se realizaba. La velada culminó con una cena integrada con platos típicos de la región, que fueron elaborados también por los habitantes del lugar, quienes compartieron sus tradiciones con alrededor de 300 personas.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios