20 de Octubre de 2018

Quintana Roo

Crece la presencia del tiburón ballena

La especie no se siente amenazada al respetarse los períodos de avistamiento.

En Agua Azul se reúnen en mayor proporción los tiburones. (Tomás Álvarez/SIPSE)
En Agua Azul se reúnen en mayor proporción los tiburones. (Tomás Álvarez/SIPSE)
Compartir en Facebook Crece la presencia del tiburón ballenaCompartir en Twiiter Crece la presencia del tiburón ballena

Itzel Chan/SIPSE
CANCÚN, Q. Roo.- Hasta el año pasado fue posible ver en un día a más de 400 tiburones ballenas reunidos en la zona de Agua Azul en Quintana Roo y en este 2015, han sido detectados más de 450, mismos que permitieron la llegada de más de 60 mil turistas.

La Comisión Nacional de Áreas Naturales Protegidas (Conanp) informó que respetar los períodos específicos para el avistamiento ha servido para que los especímenes no se sientan amenazados, de tal manera que en este año se implementaron nuevas estrategias para que se diera un respiro a la especie.

Por primera vez los permisionarios laboraron de tal manera que un día circulaban y otro no, por lo tanto la capacidad de carga se vio reducida en el punto denominado Agua Azul, que es donde se reúnen en mayor proporción los tiburones.

También te puede interesar: Nadan con tiburones ballena y mantarrayas gigantes en Q. Roo

Sin embargo, no todos los permisionarios estuvieron de acuerdo, ya que este año fueron otorgados más de 320 permisos y en el listado incluyeron a compañías que pertenecen a empresas privadas que forman parte de los Asociados Náuticos de Cancún, por lo tanto, los operadores denuncian que cada vez son más los que participan en el recorrido para hacer dicha actividad, de acuerdo con Felipe Santos Gutiérrez, concesionario. 

“A partir de junio, el promedio de visitantes ha sido de 600 personas por día, de los cuales 40% son mexicanos y 60% extranjeros, por lo tanto ahora van cerca de 54 mil personas las que han tenido la oportunidad de vivir esta experiencia cercana”, informó Francisco López Reyes, director de Turismo en Benito Juárez.

Los meses de avistamiento coinciden con las vacaciones de verano, por lo que dicho paseo es de los más solicitados por el turismo en general; la actividad marina es de alrededor de dos horas en las que se puede tener la experiencia de conocer al pez más grande del océano.

Cada embarcación lleva a 10 personas como máximo y es una cifra que no deben sobrepasar, comentó Javier Medina Suárez, responsable de una de las embarcaciones que ofertan el nado con tiburón ballena en Punta Sam.

Finaliza el 17 de septiembre temporada de avistamiento

A pesar de que los recorridos se detienen, la especie permanece hasta principios de noviembre, pero la intención es dejar un espacio sin que sean interrumpidos.

La actividad turística comenzó a desarrollarse formalmente a partir de 2002, cuando la Conanp estableció las reglas de operación, aunque hay hipótesis de que los primeros en verlos fueron investigadores australianos en 1985 y a partir del año 2000 en Isla Mujeres comenzaron a ofrecer tours.

En este año, la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa) aseguró dos embarcaciones por no contar con los permisos correspondientes para realizar los recorridos, de manera que fueron sancionadas, no obstante, la dependencia federal reconoce que no cuentan con las herramientas necesarias para supervisar durante las 24 horas la zona, por lo tanto no descartan la posibilidad de que realicen recorridos embarcaciones irregulares.

La Comisión Nacional para el conocimiento y uso de la Biodiversidad (Conabio) tiene en registro la presencia del tiburón ballena en 125 países, aunque únicamente han sido identificadas agregaciones estacionales en Australia,  India, Filipinas, Sudáfrica, Tailandia, Ecuador, Belice y México.

Es una especie considerada vulnerable a la extinción a nivel internacional, según los informes de la Lista Roja de la International Union for Conservation of Nature y en México es catalogada como amenazada, según la Norma Oficial Mexicana (NOM)-059.

Ambas categorías indican que la especie podría llegar a encontrarse en peligro de extinción si siguen operando factores que ocasionen el deterioro o modificación del hábitat o que disminuyan sus poblaciones.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios