18 de Noviembre de 2018

Quintana Roo

Deshazte de los molestos brazos de murciélago

Vuelve a lucir blusas y olvídate de las molestias que ocasiona el brazo de murciélago. (Contexto/Internet)
Vuelve a lucir blusas y olvídate de las molestias que ocasiona el brazo de murciélago. (Contexto/Internet)
Compartir en Facebook Deshazte de los molestos brazos de murciélagoCompartir en Twiiter Deshazte de los molestos brazos de murciélago

Agencias
CANCÚN, Q. Roo.- Para muchas personas, sobre todo mujeres, los brazos son una parte problemática, especialmente la zona de los tríceps, mejor conocida como brazos de murciélago (la parte posterior de los brazos). Ya que pueden fácilmente descuidarse aumentando de tamaño y quedando con un aspecto flácido que te impiden lucirlos en la época de calor en Cancún.

Con un poco de constancia y algunos cambios de estilo de vida, se consiguen unos brazos delgados y tonificados con facilidad. Te recomendamos seguir estos cuatro pasos que ofrece la página pierdepesoencasa.com para que lo logres:

1. Quemar grasa

Reducir la grasa localizada exclusivamente en una zona no es posible, por lo que debes perder un poco de peso en general, para eso debes seguir una dieta adecuada, creando un pequeño déficit calórico, que nos permita perder algo de grasa sin pasar hambre ni tener sensación de seguir un régimen.

También te puede interesar: Cinco ‘claves’ sobre productos bajos en grasa

Para quemar exclusivamente grasa, es muy importante que lo hagamos poco a poco, ya que con las dietas para perder peso rápidamente, mucho de ese peso que se pierde es de agua y masa muscular, por lo que no es para nada lo que más interesa a la hora de tener unos brazos delgados y tonificados.

Intenta reducir el tamaño de las raciones y un buen truco para conseguirlo sin apenas darnos cuenta es utilizar platos y tazones más pequeños ya que se tiende a terminar todo lo que hay en el plato aunque haga tiempo que nos hayamos saciado.

2.  Aumenta tu gasto energético

Para agilizar el proceso de perdida de grasa corporal y conseguir unos brazos delgados, debemos aumentar nuestro gasto energético. Para lograrlo la mejor opción son los ejercicios cardiovasculares que aparte de ayudarte a quemar calorías le proporcionaran un montón de benéficos a tu salud como mejora del sistema cardiovascular, reducción del colesterol y reducción de la presión arterial.

Debes incluirlo en tu nuevo programa de entrenamiento por lo menos 2 veces a la semana, durante no menos de 20 minutos.

Si no tienes tiempo puedes repartir el ejercicio a lo largo del día en sesiones más pequeñas como salir a caminar o utilizando una bicicleta estática.

3. Hacer ejercicios para tonificar todo el cuerpo en general.

Aunque este paso no es imprescindible para tener unos brazos delgados, sí que es muy útil hacer ejercicios de tonificación para todo el cuerpo, de esa forma conseguirás aumentar tu masa muscular un poco. Eso provocará que aumente tu metabolismo, ya que el tejido muscular necesita energía para mantenerse, todo lo contrario que la grasa, que se almacena como reserva de energía.

Como debes trabajar todas las partes de tu cuerpo, pecho, hombros, espalda, piernas, busca una rutina con la que trabajes todo tu cuerpo en una sesión.

Para poder hacerla, necesitas un par de pesas, pero si no las tienes no te preocupes, ya que puedes utilizar algunos objetos cotidianos como botellas de agua o una mochila con libros.

4. Ejercicios para adelgazar los brazos.

Si queremos tener unos brazos delgados y tonificados es necesario que trabajemos esa zona ya que aunque no sea posible quemar grasa localizada exclusivamente, eso no quiere decir que no podamos ayudar a quemar algo más de grasa en esa zona y definir un poco los brazos dándoles un aspecto más firme y moldeado.

Aplicando regularmente cada paso lograrás despedirte de los molestos brazos de murciélago.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios