20 de Septiembre de 2018

Quintana Roo

Desprecian cursos de atención de calidad a víctimas

Hace dos semanas, la PGJE ofreció a su personal un curso de atención de calidad; de los 30 empleados sólo asistió la mitad.

El día del burócrata la asistencia al curso fue de ocho empleados. (Redacción/SIPSE)
El día del burócrata la asistencia al curso fue de ocho empleados. (Redacción/SIPSE)
Compartir en Facebook Desprecian cursos de atención de calidad a víctimasCompartir en Twiiter Desprecian cursos de atención de calidad a víctimas

Redacción/SIPSE
CANCÚN, Q.Roo.- Una víctima de un delito teme a ser revictimizada, es por eso que muchas veces prefiere no denunciar los hechos a las autoridades. Frases como “no tiene nada”, “¿está segura que quiere denunciarlo?”, entre muchas otras, es a lo que se enfrenta la querellante o el agraviado cuando acuden a un funcionario público a denunciar una agresión, amenazas, robo, entre otras, pero cursos como “Atención de Calidad en las Agencias del Ministerio Público del Fuero Común (MPFC)” son los que no tienen mucho auge o es de poco interés para los funcionarios. 

Mirella es una joven que fue a solicitar informes a la mesa de guardia, con detenido del MPFC para saber la situación de su abuela. Se enfrentó a la indiferencia de una funcionaria que la trató mal y no le dio ningún tipo de información sobre su familiar.

La Unidad Especializada en Derechos Humanos zona norte, de la Procuraduría General de Justicia del Estado (PGJE), a cargo de Marco Antonio Toh Euan, dijo que de enero a la fecha tiene registrados y atendidos un total de 254 casos, en los cuales se engloban asesorías jurídicas, quejas, conciliaciones y canalizaciones, entre otras cosas.

Un funcionario le aconsejó a la víctima que mejor conciliara con su marido, y si él recurría a los golpes de nuevo, entonces sería buen momento para denunciarlo. 

Hace dos semanas, la PGJE ofreció  a su personal un curso de Atención de Calidad en las Agencias del MPFC, donde se convocó a peritos, agentes judiciales, oficiales secretarios y agentes ministeriales, de una asistencia de 30 empleados que se tenía previsto, sólo asistió la mitad; el día del burócrata sólo fueron ocho.

La capacitación fue de 30 horas y el objetivo principal era de sensibilizar la atención de las víctimas del delito y establecer mecanismo y procedimientos de actuación con unificación de criterios a nivel interno por parte del MPFC, con miras a evitar una victimización.

Marcela, otras agraviada recibió como respuesta de una funcionaria pública “Ni estoy enterada, no se qué es lo que se tiene que hacer”, cuando le solicitó datos de cómo iba su expediente.

Toh Euan dijo que con lo que se topa la gente es: desde que no le permitan poner una denuncia, mala actitud, mal atención, un problema procesal de trámite de ley, atención a víctimas o fecha postergada y cohecho.

Dijo que tiene pendiente 18 quejas. “Son pocas porque muchas se resuelven, en el año han resuelto 84 por medio de la conciliación", dijo.

Las quejas que más se dan contra funcionarios son por dilación procesal, rezagos en expediente y atención a víctimas.

Falta trabajo en la sensibilización en muchos de los funcionarios. “Quiero pensar, que no lo hacen por mala fe, si no a veces lo hacen para ahorrar la carga de trabajo o evitar el trámite a la persona. Una denuncia en la mesa de la mujer si se tarda. Pero hay una carga de trabajo intensa”, aseguró el funcionario.

Como antecedente desde el 2007 la violencia familiar ya no se atiende por la vía de conciliación. Eso se contempla en el Código Penal, la Ley General de Acceso a las Mujeres a libres de violencia, la norma oficial de salud.

Hubo una queja en la que el funcionario le aconsejó a la víctima que mejor conciliara con su marido, y si él recurría a los golpes de nuevo, entonces sería buen momento para denunciarlo. 

El funcionario señaló que la conciliación no puede ser en estos casos, por que se estaría revictimizando a la agraviada, es decir, la mujer se estaría enfrentando con su agresor, por eso luego no quiere denunciar.

El titular de la Comisión de Derechos Humanos de la PGJE, dijo que existe la necesidad de un centro de atención a víctimas. Cancún no tiene un área donde la víctima reciba atención especializada.

Toh Euan dijo que empezará el próximo mes una serie de talleres, los cuales serán cada mes, para personal de la dependencia, donde se tocarán los temas como actitud en el servicio público, relacionado con el tema de derechos humanos, el manejo de atención a víctimas, entre otros.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios