21 de Septiembre de 2018

Quintana Roo

Conoce los padecimientos más comunes que produce el trabajo

Laborar con computadoras, utilizar el mouse, tocar la batería, usar aparatos que vibren o amasar pan, puede producirte una afección.

El síndrome de túnel carpiano produce dolor, hormigueo, debilidad y entumecimiento en la mano y la muñeca. (Cortesía)
El síndrome de túnel carpiano produce dolor, hormigueo, debilidad y entumecimiento en la mano y la muñeca. (Cortesía)
Compartir en Facebook Conoce los padecimientos más comunes que produce el trabajoCompartir en Twiiter Conoce los padecimientos más comunes que produce el trabajo

Lara Alfaro/SIPSE
CANCÚN, Q. Roo.- Síndrome de túnel carpiano, codo de tenista o epicondilitis, tendinitis en los hombros y dedos de las manos son las afecciones más comunes ocasionadas por actividades laborales.

José Marroquí, traumatólogo y ortopedista, señaló que en el caso del síndrome de túnel carpiano, que ocurre en la muñeca, trata de la inflamación del túnel por donde pasa el nervio que trae como consecuencia dolor, hormigueo, debilidad y entumecimiento. 

“Este padecimiento se presenta por lo general en personas que trabajan con computadoras y utilizan mucho el mouse, músicos que tocan la batería, trabajos manuales con aparatos que vibren o quienes pasan horas amasando en una pizzería o panadería.

El esfuerzo mayor

En lo que respecta al codo de tenista o epicondilitis, la lesión se presenta por el uso reiterado de la musculatura o a causa de un esfuerzo mayor, produciéndose daños en el tejido. “No por su nombre quiere decir que lo padezcan solo los tenistas, los albañiles y amas de casa al escurrir el trapeador o con el uso inadecuado de un martillo, pueden sufrir del padecimiento. Uno de los indicadores es un dolor muy fuerte en su parte externa”.

Quienes realizan labores que ameriten tener los brazos en alto, como los pintores, tienen mayor predisposición a sufrir de inflamación de los tendones de los hombros y de dependiendo de los movimientos que realicen esta afección puede degenerar en un desgarre. 

Tratamientos para las dolencias

Carlos Luis Bauque, fisioterapeuta, manifestó que para mejorar estas dolencias se aplican agentes físicos como: radiofrecuencia, electro magnetoterapia, láser, ultrasonido, corrientes transcutáneas, farádicas e interferenciales, además de colocación de frío y calor.      

“La implementación de estas terapias tiene tres objetivos: analgésico, antiinflamatorio y estimulación, reparación y reordenamiento de las fibras dañadas a nivel óseo, de cartílago, ligamento y muscular, con ello se estimula la cicatrización de los tejidos dañado”.

Una vez que el paciente ya no presenta dolor ni inflamación, se comienza con la terapia kinesiológica, es decir, de ejercicios, para flexibilizar y fortalecer la zona afectada, enfocándose en los estabilizadores musculares que son los tendones y ligamentos para que logren su adecuado funcionamiento.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios