20 de Noviembre de 2018

Chetumal

Esperan recursos para construir nuevo rastro

En el actual rastro apenas ingresan 40 animales de los 100 que ingresaban en un principio.

De ser favorecidos, los recursos deberán llegar en marzo, fecha en que estos fluyen para los primeros proyectos. (Ángel Castilla/SIPSE)
De ser favorecidos, los recursos deberán llegar en marzo, fecha en que estos fluyen para los primeros proyectos. (Ángel Castilla/SIPSE)
Compartir en Facebook Esperan recursos para construir nuevo rastro Compartir en Twiiter Esperan recursos para construir nuevo rastro

Paloma Wong/SIPSE
CHETUMAL, Q. Roo.- El Ayuntamiento de Othón P. Blanco aún espera la liberación de 44 millones de pesos para la construcción de un rastro Tipo Inspección Federal (TIF), que venga a sustituir el actual matadero.

Eduardo Espinosa Abuxapqui, presidente municipal, informó que en el 2014 enviaron a la Secretaría de Agricultura, Ganadería, Desarrollo Rural, Pesca y Alimentación (Sagarpa) el proyecto ejecutivo para la construcción del rastro TIF, que estaría ubicado en el ejido Juan Sarabia.

A pesar de que el proyecto ha sido aprobado por las autoridades federales, el recurso no ha sido erradicado al municipio capitalino para iniciar con la obra de construcción, que es considerada como urgente por el peligro que representa el actual rastro para el Aeropuerto Internacional de Chetumal.

También te puede interesar: Disminuye afluencia de turistas beliceños a Chetumal

“Desde hace dos años lo solicitamos. Ojalá y que este año se consolide para poder brindarle un servicio de mayor calidad a la comunidad. Además tenemos muchos problemas en ese sentido por la proliferación de zopilotes, porque afecta a la aviación”, comentó.

Reiteró que solo falta que la federación libere los recursos para iniciar con las obras que, de ser favorecidos, deberán llegar en marzo, fecha en que empiezan a fluir los recursos para los primeros proyectos.

Por otra parte, sobre el tema de la concesión, Espinosa Abuxapqui dijo que aún está vigente, pero a la fecha no hay interesados para administrar el rastro, probablemente por la disminución en la matanza de cerdos.

Anteriormente al rastro municipal llegaban para sacrificio más de 100 ejemplares porcinos y ahora apenas ingresan 40 animales para abastecer a los locatarios de la capital del estado.

Por cada cerdo sacrificado, al Ayuntamiento de Othón P. Blanco obtiene 40 pesos de los 160 pesos que pagan los abastecedores y sirven para el mantenimiento del lugar. El resto se divide entre los matarifes y para el servicio de transporte.

A parte, los abastecedores o comerciantes de la carne deben pagar un impuesto de 180 pesos por el uso de maquinaria para la matanza de los animales.

Por lo pronto, las autoridades municipales se mantienen a la espera de la respuesta de la federación y de que salga algún interesado en la concesión del rastro municipal.  

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios