20 de Octubre de 2018

Quintana Roo

Recomiendan asistir a gimnasios certificados

En Cancún de 400 instructores, sólo 50 están avalados. Exhorta a la población a inscribirse sólo en aquellos que brinden asistencia profesional.

Los entrenadores no profesionales pueden provocar afectaciones físicas para los clientes que derivan en lesiones. (Hugo Zúñiga/SIPSE)
Los entrenadores no profesionales pueden provocar afectaciones físicas para los clientes que derivan en lesiones. (Hugo Zúñiga/SIPSE)
Compartir en Facebook Recomiendan asistir a gimnasios certificadosCompartir en Twiiter Recomiendan asistir a gimnasios certificados

Abigail Becerra/SIPSE
CANCÚN, Q. Roo.- De los 400 instructores al frente de los centros deportivos que cuentan con aparatos para fisicoculturismo en Benito Juárez, sólo 50 cuentan con certificación profesional.

Alfredo Muñoz, asesor de la Asociación de Estatal y de la Liga Municipal de Fisicoconstructivismo de Fitness única en el estado y el municipio, tiene como objetivo estandarizar el deporte a través de la capacitación de todos los entrenadores para ofrecer un mejor servicio.

Comentó que a inicios de año aumenta la demanda de los centros deportivos para bajar los “kilitos” de más ganados en Navidad y Año Nuevo, sin embargo, exhorta a la población a inscribirse sólo en aquellos que brinden asistencia profesional por el cuidado de su salud.

En un conteo entre los 80 gimnasios establecidos entre la ciudad y la zona hotelera, expuso que son muy pocos entrenadores los que están certificados, lo que puede provocar afectaciones físicas para los clientes que derivan en lesiones como tirones, desgarres o lo más común afectaciones articulares, por no saber diseñar rutinas personalizadas, esforzándolos de más o en el peor de los casos suministrarle sustancias prohibidas para acelerar el incremento de masa muscular.

Desde hace dos años la asociación estatal, ha trabajado a la par con la liga municipal que preside Edna Mijangos en convencer a los más de mil 200 entrenadores en el estado, los cuales muestran renuencia y apatía para profesionalizar sus servicios, lo que no saben es que al invertir en las cuatro capacitaciones exigidas por año para lograr su certificación como entrenador básico, pueden obtener mayores recursos económicos porque la gente los preferirá.

Para Mirely González González, de 35 años, uno de sus propósitos de año nuevo es bajar tres tallas y 10 kilogramos para mantener su estado de salud en niveles óptimos, pero el corto tiempo que le resta después de su trabajo hace imposible su misión. 

El experto en físico-constructivismo dijo que un entrenador es como un médico que da lo que necesita cada persona sin exponerlo, por lo que exhortó a las personas en ponerse en manos de gente experta que haya cumplido con su certificación.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios