18 de Noviembre de 2018

Chetumal

“Las mochadas más fuertes son para los de la Aduana”

El traslado de mercancía ‘pirata’ es la principal actividad de los pobladores en la frontera con Belice.

La frontera entre México y Belice se ha convertido en el centro de distribución de mercancía 'fayuca' al centro del país. (Redacción/SIPSE)
La frontera entre México y Belice se ha convertido en el centro de distribución de mercancía 'fayuca' al centro del país. (Redacción/SIPSE)
Compartir en Facebook “Las mochadas más fuertes son para los de la Aduana”Compartir en Twiiter “Las mochadas más fuertes son para los de la Aduana”

Staff
CHETUMAL, Q. Roo.- La aparente tranquilidad de la frontera México-Belice se encuentra en riesgo de desbordarse con posibles enfrentamientos de grupos, interesados en controlar el trasiego de mercancía ilegal proveniente de la Zona Libre de Corozal, Belice.

Entre ellos están hindúes, chinos y gente identificada como habitantes del “barrio bravo” de Tepito en el centro del país, principal zona de venta de fayuca en la Ciudad de México desde hace décadas.

Autoridades federales, estatales y municipales se habrían involucrado en el contrabando, solapando a grupos que se dedican al negocio ilegal.

También te puede interesar: Denuncian a la aduana: retiene productos de exportación sin razón

Fuentes fidedignas revelaron que tras la muerte de Ernesto Alonso de Miguel, “El Español”, identificado con el contrabando de mercancías en la frontera sur, predomina un gran descontrol entre los grupos interesados en adueñarse de lo que el finado empresario dejó.

“La cosa aquí esta grave. No hay control de nada ni de nadie. Cuando mataron al Español, ‘El Gordo’, Dilber Soto, se quedó a cargo. Pero luego lo agarraron los de la PGR (Procuraduría General de la República) y valió ma… todo (sic), porque todos quieren controlarnos y… pues nadie se quiere dejar”, expresó J. N., quien se dedica al tráfico de ropa en la frontera con Belice.

Uno de los grupos más fuertes en la zona libre es el de los ‘Tepiteños’, quienes hace unos años solo venían a buscar mercancía, ropa, zapatos, licor y tabaco, pero ahora han establecido un centro de operaciones, “Plaza Tepito”, y trafican, no sólo por vía terrestre cubriendo cuotas a policías de todos los niveles, sino también vía aérea.

“Las mochadas más fuertes son para los de la Aduana, de ahí siguen los marinos y los federales y ya luego los estatales”

“Las mochadas más fuertes son para los de la Aduana, de ahí siguen los marinos y los federales y ya luego los estatales, que también se llevan su buena tajada. Los Tepiteños, hindúes y los chinos son los grupos más fuertes y aunque ahora la cosa esta tranquila, en cualquier momento subirá de tono y se terminarán matando”, mencionó J. N.

Cómo es el traslado

El trasiego de mercancía por carretera se realiza en caravanas. Va encabezada por el que paga las cuotas y es quien notifica a las autoridades que atrás vienen “el escarabajo” o “la hormiga”, haciendo alusión a los vehículos que llevan los artículos.

Para el transporte aéreo, un nutrido contingente de hombres y mujeres llegan en el vuelo matutino a la capital del estado con maletas vacías, el mismo grupo regresa en el vuelo nocturno, pero ahora con las maletas llenas, todas con destino a la Ciudad de México para revender en el barrio de Tepito.

Antes, cuando solo eran uno o hasta cinco los jóvenes que llegaban a Chetumal para surtirse de mercancía, caminaban del Aeropuerto hasta el Estadio de Beisbol Nachan Ka’an para tomar un taxi e ir a la comunidad de Subteniente López, para después cruzar al lado beliceño.

Actualmente el grupo incrementó hasta 20 personas, quienes arrastran entre dos y cuatro maletas cada uno, pero ahora abordan vehículos particulares.

Según la versión de un elemento de la Secretaría de Marina Armada de México (Semar), los enfrentamientos entre los grupos dedicados al trasiego de mercancía, son precisamente lo que ha permitido incautar algunas unidades con fayuca.

“Nos avisan a través del número de emergencia local, por eso llega la Policía Estatal o la Federal, pero creo que unos a otros se echan de cabeza si no cumplen algún acuerdo o si no pagan. Pero esto apenas empieza. Podría descontrolarse en cualquier momento”, expresó el elemento de la Semar.

Trafico hormiga

De acuerdo con versiones de los habitantes de la comunidad de Subteniente López, lo “menos peor” en la frontera es el “tráfico hormiga”, que se da principalmente por la falta de empleos y de actividad comercial de la zona.

"Aquí todos nos dedicamos a eso, hombres, mujeres y niños también"

G.G.C, tienen 33 años, y todos los días cruza unas 10 veces la frontera con mercancía. “Aquí todos nos dedicamos a eso, hombres, mujeres y niños también. Es la única forma de ganar dinero aquí, aunque sea 10 pesos por bolsa. Pero con 10 vueltas ya tengo 100 pesos. Hay días que los de la aduana se ponen pesados y nos quitan todo, salimos perdiendo porque hay que pagarle a la gente que viene a comprar, pero cuando nos dan chance hay que aprovechar”.

Los “hormigas” pasan hasta mil pesos en artículos y obtienen una ganancia entre 50 y 120 pesos cada vez que pasan, aunque en temporada alta (vacaciones) señalan que han pasado hasta en 20 ocasiones.

Con la apertura del nuevo puente “Chactemal II”, el número de personas que se dedica a esta actividad incrementó. Las mujeres son las encargadas de sacar la ropa, el whisky y tabaco, principalmente, después de empaquetarla en cajas cubiertas de bolsas de plástico, que avientan desde el puente al río.

Abajo del puente hay grupos de jóvenes que esperan recibir la mercancía, la sacan en motos y bicicletas, la llevan a resguardar a bodegas o casas de la misma localidad. Mientras esperan la mercancía, les llevan desayuno, comida, agua y refrescos, incluso, prenden fogatas para espantar los moscos y preparar comida de ser necesario. Se comunican mediante silbidos.

Participan aproximadamente 200 habitantes de la comunidad de Subteniente López, entre hombres y mujeres, pero también hay autoridades civiles y militares, incluso Gregory Gibson, administrador de la Zona Libre, fue quien otorgó los permisos para construir la plaza, con la condición de que solo contraten gente de Belice para trabajar ahí, esto, de acuerdo con datos recabados en el duty free.

De allí resguardan la mercancía en las bodegas que se han establecido en la propia comunidad fronteriza y esperan a que vengan las unidades o personas que se encargar de distribuirlas en algunos otros puntos del país.

Dónde se comercializa

Los principales destinos de la fayuca, además de la capital del país son Cancún, Tabasco, Veracruz,  Puebla y Yucatán, pero es gente que se dedica a la reventa. Los contrabandistas “hormiga” comentan que también hay productos que van a Guatemala.

El flujo de personas a la zona libre de Belice, es de 1.1 millones de personas al año y generan una derrama económica de 300 millones de dólares americanos; el 90% de los visitantes son mexicanos y gastan en promedio 3 mil pesos.

Sin embargo, no hay cálculos sobre el valor estimado de lo que se trafica cotidianamente y Oscar Ortega Lara, recién nombrado administrador de la Aduana Marítima y Fronteriza de Subteniente López, no se encontraba en su oficina para abordar el tema.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios